Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Funeral de Estado por el guardia civil asesinado por ETA

Los Príncipes de Asturias han asistido en la Catedral Nueva de Vitoria donde se ha celebrado el funeral por el guardia civil Juan Manuel Piñuel Villalón, asesinado en un atentado de ETA contra la casa cuartel de Legutiano (Álava).
A las honras fúnebres, han acudido también la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba y la titular de Defensa, Carme Chacón, el presidente del Senado, Javier Rojo, y altos cargos de la Policía y de la Guardia Civil.
El secretario de Organización, José Blanco, ha encabezado la delegación socialista de la que también formán parte los portavoces en el Congreso, José Antonio Alonso, y en el Senado, Carmen Silva.
La delegación del PP ha estado encabezada por la portavoz en la Cámara Baja, Soraya Sáenz de Santamaría, y el secretario general del Grupo Parlamentario del PP en el Congreso, Luis Ayllón. 
El féretro a su llegada a la Catedral Nueva de Victoria ha sido recibido entre aplausos de centenares de vecinos. En la escalinata del templo esperaban los Príncipes y demás autoridades. Despúes el funeral, que ha terminado poco antes de las doce de la mañana, se ha oficiado a puerta cerrada por deseo expreso de la familia.
Tras el sepelio, la vicepresidenta del Gobierno, y el lehedakari, Juan José Ibarretxe, juntos han participado en una concentración en repulsa por el asesinato en el Parlamaneto vasco, en la que se ha hecho una ofrenda floral.
LA / EB