Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

García-Page reconoce que prefería celebrar las primarias antes pero cree que lo importante es el consenso

El secretario general del Partido Socialista en Castilla-La Mancha, Emiliano García Page, ha reconocido a su llegada al Comité Federal del PSOE que conforme a su "criterio personal" le hubiera gustado que las primarias se hubieran celebrado con anterioridad, pero ha agregado que le parece más importante "no discutir, no armar ruido por las fechas y, por tanto, ir a un planteamiento de consenso".
"Creo que va a haber un consenso muy generalizado en que se produzcan en el último trimestre del año, antes de que vayamos a las urnas municipales y autonómicas", ha agregado, antes de considerar que las primarias son "un revulsivo que está esperando la gente".
"Yo creo que hay un clamor en la opinión pública pidiéndonos que seamos el partido del cambio en todos los sentidos y eso es lo que vamos a provocar a lo largo de este año. Ahora bien, creo que es importante intentar hacerlo con orden, con un cierto cauce, no con caos, y eso es lo que vamos a abordar en el Comité", ha manifestado.
Para García-Page, "hoy puede ser un buen día para el Partido Socialista y también para la vuelta a la credibilidad de la política". "Lo que quiere hacer el PSOE es empezar un camino en el que se recupere la confianza, la confianza que perdimos de los ciudadanos en España, aunque seguimos teniendo muchos millones de votos", ha explicado.
Para ello, a su juicio, los socialistas están "dispuestos a ir muchos más allá que otros partidos políticos", a innovar en la forma de elegir a los candidatos y a cambiar en cómo se relacionan con los ciudadanos. "Yo creo que hoy el Partido Socialista da un paso de osadía abriéndose a la sociedad más que ningún otro en unos momentos donde la gente desconfía a raudales de la política", ha apostillado.
En cuanto a la presentación de candidaturas, ha considerado que hay que "respetar los tiempos". "De manera que vamos a esperar a que el Comité Federal plantee el mecanismo, plantee los plazos y solo una vez que se convoquen las primarias como tal podemos empezar a hablar de personas, lo contrario sería marearnos y marear a la gente".
A nivel regional, ha considerado que "cada comunidad autónoma tiene que elegir el mejor calendario posible". En el caso de Castilla-La Mancha, los socialistas están "concentrados" en intentar parar "el atropello, el ataque electoral" de la presidenta regional María Dolores de Cospedal, "que quiere amputar la democracia en Castilla-La Mancha, porque sabe que tiene las elecciones perdidas y no se le ha ocurrido otra cosa que intentar dejar casi vacío de diputados el Parlamento".
"Cospedal quiere quitar tantos diputados en Castilla-La Mancha en relación inversamente proporcional a los millones que le aparecen a Bárcenas, de manera que tenemos que concentrar nuestros esfuerzos en parar ese atraco electoral, lo demás es secundario", ha añadido al respecto.
Preguntado por si se va a presentar como candidato a las autonómicas, ha dicho que tomará cualquier decisión "en coalición" con sus compañeros, "nunca" por su cuenta. "Yo entiendo que la gente lo plantee en términos personales, pero yo creo que en este partido es bueno que lo que hagamos lo hagamos consultando con los compañeros", ha apuntado.
"Yo estoy a disposición de los intereses de mis compañeros", ha manifestado, al tiempo que ha explicado que los socialistas de Castilla-La Mancha tienen por "costumbre" hacer el proceso de selección "más adelante y conjuntamente con las municipales". "Ésa es la idea que tenemos, pero tampoco tenemos nada cerrado, vamos a decidirlo en el Comité Regional antes del verano", ha zanjado.