Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Garzón cree que Podemos se siente tentado de provocar nuevas elecciones para intentar superar al PSOE

Asegura que los números dan para que haya "acuerdo a la portuguesa" pero lamenta "tendencias reacias" en el PSOE procedentes de Andalucía
El candidato de IU a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, ha apuntado que Podemos parece "tentado a provocar unas nuevas elecciones" porque "siente que podría superar" a los socialistas, al tiempo que ha avisado de que si repiten los comicios, "el PP saldría absolutamente reforzado".
En este sentido, el líder de IU ha advertido en una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, de que el Partido Popular se beneficiaría de la repetición de comicios como consecuencia de "un no acuerdo de la izquierda".
Según Garzón, lo podría utilizar "como arma en un momento en el que, además, la complejidad política, social y económica" invita al resto de formaciones a que sean "audaces" y exploren "vías alternativas al Gobierno del PP".
"Nosotros decimos que unas nuevas elecciones, independientemente de la correlación de fuerzas final, que parece ser que no sería muy diferente tampoco a la que hay en estos momentos en el Parlamento, sí tendría una diferencia sustancial y es que el PP saldría absolutamente reforzado", ha advertido, tras señalar que Podemos "todavía no se está posicionando claramente y parece que se siente tentado a provocar unas nuevas elecciones en las que siente que podría superar al PSOE".
Alberto Garzón ha asegurado que ellos no tienen "miedo a ningún tipo de elecciones". "Nos parece un mecanismo sensato, pero hay dos elementos por los que creemos que no convienen ahora mismo. En primer lugar, porque la ciudadanía ha hablado, y ha dejado un resultado, mediante una ley electoral injusta, pero lo ha dejado y somos los representantes políticos los que tenemos que gestionar", ha añadido.
En su opinión, no se puede pedir a la ciudadanía "que vote otra vez porque, entre otras circunstancias, el voto, la correlación de fuerzas, probablemente, sería similar, unos escaños arriba, unos escaños abajo".
"Nosotros no estamos hablando de participar en un Gobierno, estamos diciendo que cualquier candidato o candidata que ponga un programa encima de la mesa en el que estamos de acuerdo la mayoría parlamentaria y que creemos que es posible, ése va a tener nuestro apoyo de investidura para que pueda el Parlamento, ya con un gobierno constituido, ir legislando en favor de la mayoría social", ha subrayado.
A este respecto, Garzón ha defendido que los números dan para que en España haya 'un acuerdo a la portuguesa', pero considera que, para ello, hace falta "voluntad política". Así, ha señalado que, aunque la dirección del PSOE es favorable a una alianza entre las izquierdas, hay "tendencias reacias" procedentes de Andalucía.
"Lo que diferencia a Portugal es que en el Estado español no hay esa voluntad política en estos momentos, al menos no es perceptible como tal", ha lamentado.
En este sentido, ha asegurado que su partido trata de "facilitar que haya entendimiento" para llegar a un acuerdo de izquierdas. "Hemos puesto encima de la mesa una serie de propuestas que creemos que comparten todas estas candidaturas, PSOE, Podemos, e incluso otras más que están en el Parlamento, y creemos que, a partir de ahí, sabiendo que somos proyectos diferentes, en este momento, es posible llegar a puntos de acuerdos", ha añadido.
A su juicio, hay cuestiones "fundamentales" en las que puede haber consensos como "en la paralización de desahucios, en creación de un plan de empleo público, de un polo de banca pública, de un stock público de alquiler o en la derogación de leyes tan perversa como la Mordaza o la Lomce".
"Todo es posible articularlo con la mayoría parlamentaria que existe ahora mismo, pero es verdad que el PSOE parece que, por dentro, su dirección sí quiere esta propuesta de izquierdas, mientras que otras tendencias, especialmente provenientes de Andalucía, son reacias a cualquier tipo de acuerdo de esta naturaleza", ha dicho.
REUNIÓN CON EL REY
Garzón ha recordado que el miércoles asistirá a la reunión prevista con el Rey Felipe VI, que realizará una ronda de consulta con los partidos con representación parlamentaria previa a la designación del candidato a la investidura, porque, a pesar de ser republicano, su partido no está "cerrado a hablar con nadie".
"Esto es parte del procedimiento para poder formar un Gobierno y lo que no podemos es hacer que la política, en estos momentos, se detenga. Entonces, vamos a ir a hablar con él, sin renunciar nunca jamás a nuestros principios republicanos y a facilitar que se pueda poner en marcha un gobierno de Izquierdas", ha manifestado. Por ello, trasladará al Rey lo que piensa su formación.