Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gesto por la Paz cree que el rechazo de la sociedad al terrorismo es "la mayor garantía de que la paz sea duradera"

Recuerda que "una sola víctima ya es suficiente para negar todo lo que significaba ETA"
Gesto por la Paz ha mostrado su "alegría y satisfacción" por "el final del terrorismo de ETA" y ha señalado que el que la sociedad "rechace el terrorismo" es "la mayor garantía de que la paz sea duradera".
En un acto celebrado este sábado en la Plaza Arriaga de Bilbao donde varios cientos de personas se han concentrado bajo el lema "Lortu dugu" (Lo hemos conseguido), miembros de la agrupación han leído un comunicado en el que se han mostrado conscientes de que "hay que mantener la calma y que debemos ser prudentes al valorar lo ocurrido a la hora de afrontar los nuevos tiempos".
Tras recordar que en la lucha contra ETA "la primera barrera" que hubo que combatir era "una sociedad adormecida por el terror de las pistolas y las bombas", han señalado que, "afortunadamente, aquello cambió y, poco a poco, la lucha contra el terror fue convirtiéndose en un clamor mayoritario de nuestra sociedad".
"Un destacado lugar deben ocupar las personas que rompieron con el miedo, que se comprometieron con esta sociedad, con los mejores valores que pueden inspirar una convivencia normalizada, que se solidarizaron con cada víctima, que se atrevieron a dejar de ser invisibles e indiferentes y se convirtieron en un punto de resistencia a la barbarie", han añadido.
Gesto por la Paz ha tenido también un recuerdo para políticos, jueces, empresarios, cuerpos de seguridad del Estado y periodistas, entre otros. "No podemos continuar con los reconocimientos sin mencionar a quienes más los merecen: las víctimas. Sabemos que han sido más de 800 las personas asesinadas por el terrorismo, pero aún están sin contabilizar las miles de personas que tienen señaladas en su cuerpo las pruebas del dolor que la más dura intransigencia les dejó para siempre", han expresado.
A su juicio, ellas se han erigido en "el motor que empujó la deslegitimación del terrorismo" y han recordado que "una sola víctima ya es suficiente para negar todo lo que significaba ETA".
Tras destacar que el "cese definitivo de la actividad armada" de ETA nos "llena de alegría, porque recuperamos el derecho a vivir en paz y en libertad, tantos años secuestrado", han indicado que no se puede obviar que ETA "ha renunciado a usurpar la voluntad democrática de la ciudadanía".
"Por primera vez, ETA asume que únicamente podrá tratar aquellas cuestiones que le afecten a sí misma y las consecuencias de lo que ha producido, pero nunca, bajo ningún concepto, lo que atañe a nuestra voluntad democrática", han expresado.
Asimismo, Gesto por la Paz se ha felicitado de que "la única mediación que ha habido ha sido entre una izquierda abertzale que veía en peligro su futuro si continuaba la violencia y una ETA que se resistía a perder el poder que se arrogaba mediante la violencia. Y en ese debate, por primera vez, han perdido las armas".
De cara al futuro, la organización pacifista ha destacado que éste tiene que partir "necesariamente" de un "crítico análisis" de los errores cometidos en estos años.
"Tenemos que hacer y exigir un importante esfuerzo para dejar la verdad lo más clara posible. No podemos permitir más injusticia después de la violencia. Y, además, queda mucho trabajo que hacer porque la normalización de la política y de la convivencia no va a ser fácil", han añadido.
Por último, Gesto por la Paz ha recordado que habrá que tener "calma y paciencia, mucha prudencia, tolerancia, respeto y empatía".