Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno niega que Cañete se haya saltado la ley de incompatibilidades y le defiende ensalzando su gestión

El Gobierno, por boca del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha negado "rotundamente" que Miguel Arias Cañete se haya saltado la ley de incompatibilidades ocultando que dos de sus empresas contrataban con la Administración y ha defendido al ya exministro ensalzando su gestión al frente de Agricultura.
La acusación fue lanzada en el Pleno del Congreso por el diputado socialista Francesc Vallés, quien sostiene que dos de las empresas donde Arias Cañete tiene intereses particulares eran beneficiarias de contratos públicos y que además no se inhibió en decisiones de Gobierno donde pudiera haber conflicto de intereses.
"Arias Cañete ocultó información, pues aunque después (de ser ministro) dejara su participación en los consejos de esas empresas, seguía siendo accionista --ha explicado--. Es un hecho inadmisible y ustedes no pueden hacer más la vista gorda".
DEBIERON HABER ACTUADO
Vallés pidió saber si la Oficina de control de conflictos de intereses, que depende del ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, conocía esa situación, remarcando que si lo sabían, el Gobierno debía haber actuado, y si lo desconocían, es que Arias Cañete habría engañado al ministro, al presidente de Mariano Rajoy y al conjunto de la sociedad.
Para el diputado socialista catalán, este asunto "no parece sensato" y ha ironizado con el hecho de que ahora Arias Cañete vaya de candidato a las elecciones europeas "exportando su particular visión de la Marca España, que consiste en hacer negocios privados desde cargo público". "Menuda imagen", ha comentado.
Pero Montoro ha negado las acusaciones remarcando que "el Gobierno ejerce su responsabilidad en materia de cumplimiento de incompatibilidades de altos cargos". "Con toda rotundidad, le tengo que decir que no es eso --ha subrayado--. El exministro ha cumplido con la normativa vigente en materia de conflicto de intereses conforme la ley se lo ha exigido".
VAYA ALTURA INTELECTUAL
Montoro ha cuestionado la "altura intelectual" de la labor de control al Gobierno que viene realizando el PSOE y ha acusado a Vallés de "adulterar" el debate porque, si quería datos sobre las empresas de Cañete, se le habrían remitido por escrito.
Además, ha aprovechado para elogiar la gestión de Cañete como ministro de Agricultura porque "gracias a su brillante acción, ha logrado vencer el caos en el que estaba sumido Agricultura y ha garantizado que el campo español reciba fondos de la Política Agraria Común".