Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gobierno vasco destaca que Euskadi funciona "como un pequeño Estado pero sin serlo" gracias al Concierto Económico

Defiende que el modelo tributario foral es "justo" y "solidario" con el resto de España
El consejero vasco de Hacienda, Ricardo Gatzagaetxebarria, ha asegurado que el Concierto Económico hace que Euskadi funcione "como un pequeño Estado", aunque "sin serlo", puesto que la comunidad autónoma depende de sí misma para financiarse, sin la "tutela" de la Administración central.
Gatzagaetxebarria ha participado este viernes en un seminario celebrado en el Parlamento vasco sobre el Concierto Económico, el instrumento que regula las relaciones tributarias y financieras entre Euskadi y el Estado español.
El responsable autonómico de Hacienda ha recordado que tras años de "conflictividad" por los recursos de algunas autonomías y organismos contra determinadas normas fiscales aprobadas por los territorios vascos, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), en una sentencia de 2008, avaló el Concierto.
El consejero ha calificado aquella sentencia de "muy importante", puesto que en ella se estableció que este instrumento podía existir en el seno de la UE "como un sistema tributario propio y específico, distinto al régimen general" que impera el Estado español. Además de Euskadi, Navarra cuenta también con un sistema fiscal propio.
Gatzagaetxebarria ha subrayado que el Concierto, que es cuestionado por determinados dirigentes del PP y el PSOE, y cuya eliminación reclama Ciudadanos, está "garantizado" gracias al falló del TJUE.
Además, frente a quienes consideran que se trata de un "privilegio" para Euskadi, ha defendido que es un mecanismo "solidario", puesto que el País Vasco participa en el Fondo de Compensación Interterritorial. Esta herramienta está destinada a "corregir desequilibrios económicos interterritoriales" y a "hacer efectivo el principio de solidaridad".
El responsable autonómico de Hacienda también ha defendido la figura del Cupo, el sistema que regula el dinero que Euskadi aporta al Estado por las competencias no transferidas. Gatzagaetxebarria ha recordado que esta aportación se calcula de acuerdo al peso del Producto Interior Bruto (PIB) de Euskadi en el del conjunto del Estado, que se sitúa en torno al 6,24 por ciento.
"JUSTO"
A su juicio, la utilización de la renta regionalizada como medida de cálculo del Cupo es una forma "justa" de establecer la cuantía de la aportación. No obstante, ha recordado que hay quien defiende establecer otros criterios, como el de la población. El consejero no ha cerrado la puerta a hacer cambios, aunque ha precisado que el peso de la población de Euskadi sobre la del conjunto del Estado es de un 4,6 por ciento, por lo que si el Cupo se calcula de acuerdo a ella, la aportación del País Vasco sería inferior a la actual, establecida a partir del PIB.
De todas formas, ha recordado que el principio de "bilateralidad" establecido para las posibles modificaciones del Concierto tiene la "complicación" de que la norma no puede cambiarse "sin que haya acuerdo" entre ambas partes, es decir, entre la Administración vasca y la estatal.
"RIESGO UNILATERAL"
Gatzagaetxebarria también ha recordado que el Concierto Económico, que dota a los territorios de Euskadi de la práctica totalidad de las competencias en materia de regulación tributaria y recaudación, implica un "riesgo unilateral" para la comunidad autónoma.
El consejero ha recordado que las administraciones de Euskadi dependen de su propia gestión y de la evolución de los ingresos fiscales que se registran en la comunidad autónoma para poder financiarse, dado que carecen de la "tutela" del Estado que existe para las autonomías de régimen común.
Según ha explicado, dicha "tutela" otorga una "mayor estabilidad" a esas comunidades, puesto que en caso de existir una caída de sus ingresos, el Estado aplaza "hasta cuatros años" o incluso "condona" su liquidación tributaria.
Por el contrario, en el caso de Euskadi, si se produce una caída de la recaudación, los efectos sobre las instituciones se producen "al momento". Gatzagaetxebarria ha destacado que ese "riesgo unilateral" que se deriva del Concierto Económico hace que Euskadi funcione "como un pequeño Estado", aunque "sin serlo".