Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno madrileño considera que los indignados "pasaron el límite"

La policía desaloja a los indignados de la plaza de Sol. Foto: EFEtelecinco.es
El consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad de Madrid, Percival Manglano, ha mostrado este miércoles su respecto por el derecho a manifestarse de todo ciudadano, pero ha apuntado que los 'indignados' "han pasado el límite" al ocupar un espacio público "para usos privados".
Tras una rueda de prensa para exponer los datos de la contabilidad regional trimestral, Percival Manglano ha señalado que la utilización de la Puerta del Sol o de otros espacios públicos por parte de este colectivo ha impedido su "disfrute" por parte de los ciudadanos, por lo que cree "justificado" el desalojo.

El consejero ha recordado que su primera visita en el cargo fue a los comerciantes de la Puerta del Sol para conocer los perjuicios económicos causados por la acampada de Sol. "Me comentaron las amenazas que recibían y que les orinaban en la entrada si no accedían a sus reivindicaciones. Además, usaban las fuentes para bañarse", ha añadido.

Manglano ha comentado que anoche, tras salir a las 21 horas de su despacho situado en la carrera de San Jerónimo, acudió a Sol para conocer la situación de la plaza. "No había mucha gente, pero me llamó la atención dos turistas americanos jóvenes, que me pararon y me preguntaron qué estaba pasando. Les dije que protestaban porque estaban acampados y les habían echado de Sol. Su cara fue de sorpresa, porque no se podían creer que hubieran ocupado durante tanto tiempo un espacio público", ha relatado.
Además, un amplio dispositivo policial vigila los accesos a la Puerta del Sol , que se encuentra abierta al tránsito ciudadano pero fuertemente protegida, tras haber sido cerrada desde las 19.30 horas del martes para impedir que fuera tomada de nuevo por los 'indignados'.
Para esta tarde los indigandos, que también han sido desalojados de la Plaza Mayor, han convocando una nueva protesta. Su objetivo sigue siendo recueprar Sol, sómbolo del Movimiento 15-M.