Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno abonó en 2013 más de 55,5 millones a los partidos políticos para gastos de funcionamiento y seguridad

El Gobierno abonó más de 55,5 millones de euros a los partidos políticos con representación en el Congreso en concepto de subvenciones para su funcionamiento ordinario y para cubrir gastos de seguridad. Esta cuantía se reparte en función de los resultados de las últimas elecciones generales, por lo que el PP recibió casi la mitad de ese dinero.
En concreto, y sumados los datos del Ministerio del Interior hechos públicos en el Boletín Oficial del Estado(BOE) sobre el último trimestre de 2013, el Estado abonó el pasado año algo más de 52,8 millones de euros en concepto de subvenciones para el funcionamiento ordinario de los partidos políticos, más otros casi 2,7 millones para cubrir gastos de seguridad frente al terrorismo.
Casi la mitad de esos más de 55,5 millones ha ido a parar el PP, que recibió más de 26,5 millones en subvenciones para su funcionamiento ordinario y otros 1,3 millones para sufragar gastos de seguridad. El PSOE ha recibido 14,85 millones mientras que los socialistas catalanes del PSC se han quedado con 2,2 millones.
CIU, COMO IU Y MÁS QUE UPYD, PERO CON MENOS VOTOS
Detrás figuran Izquierda Unida (IU), con casi 2,5 millones, sin contar lo que recibe ICV (600.000 euros, aproximadamente) y la CHA (120.000 euros), y a continuación está Unión, Progreso y Democracia (UPyD), con algo más de 2 millones de euros.
Por su parte, los nacionalistas catalanes de CiU, tercera fuerza parlamentaria en número de escaños pero quinta en número de votos, detrás de IU y UPyD, ha obtenido casi 2,5 millones, de los que buena parte fueron a parar a las arcas de Convergencia Democrática (CDC) para su funcionamiento ordinario.
En el caso de Amaiur, la coalición que logró siete diputados en las generales de 2011, el importe recibido en 2012 por parte del Estado alcanzó algo más de 900.000 euros.