Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno prevé recurrir la ley de consultas y la convocatoria de Artur Mas

La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, ha asegurado este jueves que el Gobierno prevé presentar un doble recurso contra la consulta soberanista: uno contra la próximas ley catalana de consultas y otro contra el decreto de convocatoria de la consulta que firme el presidente de la Generalitat, Artur Mas.
En una entrevista a Rac1 recogida por Europa Press, Camacho ha confirmado así la información que avanza 'El Mundo', y ha precisado que se intentará que haya "el mínimo tiempo posible entre la interposición de los recursos y la suspensión".
Ha detallado que, si se convoca la consulta, el PP no hará campaña por el 'no': "Si hay un recursos presentado no se hará campaña para nada".
La dirigente popular ha considerado que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, ya sabe que el Ejecutivo central recurrirá el referéndum y ha preparado un 'plan b': "Será pasar del 9N a unas elecciones plebiscitarias".
PREVARICACIÓN
Camacho ha negado que el Gobierno o el Tribunal Constitucional (TC) puedan incurrir en prevaricación si vetan la consulta, como ha considerado el alcalde de Barcelona, Xavier Trias.
"Los únicos que tienen legitimidad para hablar de la constitucionalidad de las leyes son los miembros del TC", ha señalado Camacho, que ha considerado que las palabras del alcalde son una acusación muy grave.
Preguntada por si el Gobierno responderá a las demandas de la Generalitat en función de la consulta, ha sostenido que actúa con "lealtad" con cualquier comunidad autónoma y que en todo momento ha cumplido con Cataluña.
"Lo que se quiere trasladar es que si queremos reemprender un diálogo serio y leal, hay que cumplir. No se pueden pedir cosas y hacer un acto que está fuera de la ley", ha añadido.