Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno catalán replica a Margallo que lo "altamente peligroso" es no dejar votar

Cree que la carta de Barroso ha decepcionado al Gobierno central por su rapidez y neutralidad
El consejero de la Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs, ha replicado este jueves al ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, que lo "altamente peligroso" es rechazar la posibilidad de que los catalanes puedan votar mediante la consulta.
En una entrevista a TV3 recogida por Europa Press, ha recordado que el Gobierno central sostiene que votar divide, lo que "es especialmente grave porque no encontrará un ejemplo en el mundo donde la democracia divida".
"La democracia es un elemento de cohesión, no de división. Lo que divide es la imposición, impedir la expresión del pueblo", ha advertido el también portavoz del Gobierno catalán, que considera que el Ejecutivo central confunde la reivindicación de la consulta con la independencia.
Tras negar con contundencia que haya diálogo entre la Generalitat y el Gobierno central por la consulta, ha augurado que la posición acabará madurando aunque ahora estén con una actitud "tan contrariada y malhumorada".
"A lo largo de la historia ha habido gente que se ha inquietado por la democracia, pero los que lo han hecho no son precisamente demócratas", ha subrayado Homs, que también ha aprovechado para acusar a Margallo de ir hacia atrás como un cangrejo en sus posiciones sobre Cataluña.
Además, se ha referido a la respuesta del presidente de la CE, José Manuel Durao Barroso, a la carta del presidente de la Generalitat, Artur Mas, destacando que, en su opinión, ha "decepcionado" al Gobierno central.
Según Homs, aunque el Estado presiona a los gobiernos e instituciones europeas en contra de la consulta, la carta de Barroso demuestra "rapidez en la respuesta y que el tema catalán está en la agenda internacional".
"Nadie con dos dedos de frente puede sostener que esto es un asunto interno del Estado, y Barroso se lava las manos porque no dice ni sí, ni no, ni todo lo contrario", ha aseverado el conseller de Presidencia, que no ha querido desvelar qué otros gobernantes han respondido a la carta de Mas.
Sobre si Cataluña quedaría fuera de la UE si se independiza, como prevé Barroso, Homs ha reiterado que la posición final dependerá de un "proceso político".
VOTACIÓN EN EL PARLAMENTO CATALÁN
A la espera de que el jueves 16 de enero se vote en el Parlamento la petición al Gobierno central de que transfiera las competencias para organizar una consulta, el consejero se ha referido al 'no' ya avanzado por parte del líder del PSC, Pere Navarro, y ha recordado que hace un año anunció que se abstendrían en todo lo relacionado con la consulta.
"Sorprende que cuando se vota en el Parlamento algo que el PSC tiene en su programa voten en contra. Me cuesta entenderlo", ha apuntado Homs, que ha vaticinado que en el primer trimestre del año podría llegar la votación de la consulta en el Congreso.