Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Guerrero: "Ni he sido un putero, ni me he dedicado a la drogodependencia"

El exdirector general de Trabajo y Seguridad Social de la Consejería de Empleo Francisco Javier Guerrero, ha asegurado durante su participación en la comisión de investigación creada en el Parlamento andaluz sobre el caso de las irregularidades en los expedientes de regulación de empleo (ERE) que "absolutamente nadie" durante los diez años en los que estuvo al frente de este departamento "me dijo que realizara mis funciones de forma distinta a la que me instruyeron y que nadie cambió cuando me fui".  Además, ha asegurado que "muchos no imputados pueden resolver sus dudas" al tiempo que ha insistido en que "ni he sido un putero, ni me he dedicado a la drogodependencia".

El exalto cargo andaluz, visiblemente más delgado que cuando entró en prisión, ha dicho que no responderá preguntas por "consejo de su abogado", dado que es el único compareciente "que no acude a la comisión por voluntad propia, ni por sus propios medios". "Mis circunstancias y mi futuro, a corto y medio plazo dependen de un juzgado y en estas circunstancias, mi inocencia debe ser probada y no solo presumida", ha añadido.
Guerrero ha pedido que las cuestiones que los grupos tienen preparadas les sean formuladas "a los gobiernos de la Junta en los periodos en los que se he sido director general, a los servicios jurídicos de la Junta, a la Intervención General, a los representantes de los sindicatos y de las organizaciones empresariales y a los partidos en esta Cámara".
"Todos han tenido conocimiento mediante la aprobación presupuestaria en el Parlamento, mediante el control parlamentario o el Tribunal de Cuentas", ha afirmado Guerrero, quien ha insistido que "todos y cada uno de ellos" han estado interesados de una u otra manera por las ayudas sociolaborales concedidas a colectivos, a título individual o a empresas, "tanto en territorios de difícil actuación como a empresas a las que, por circunstancias del mercado, había que ayudarlas para que no cerraran".
"Muchos no imputados pueden resolver sus dudas"
En esta línea, el exdirector general de Trabajo y Seguridad Social ha hecho hincapié en que "desde 1999, año en el que entré como director general de Trabajo, hasta abril de 2008 cuando cesé, todos y cada uno de ellos han tenido conocimiento de mi trabajo". Asimismo, se ha mostrado convencido de que "muchos no imputados, pueden resolver sus dudas. Suerte con ello", ha ironizado.
Asimismo, pese a que Guerrero había asegurado que no iba a responder preguntas, cuando la diputada de IULV-CA Alba Doblas le preguntó por el testimonio del que había sido su chófer, Juan Francisco Trujillo, --quien declaró ante la Justicia que ambos habían gastado dinero público en fiestas y cocaína--, el exdirector general de Trabajo sí que decidió hacer uso de la palabra.
A este respecto, ha indicado que el testimonio de Trujillo, --quien también se encuentra en prisión por el caso de los ERE--, puede tener la validez "que se le quiera dar". Asimismo, se ha considerado una persona "jovial". "Ni he sido un putero, ni me he dedicado a la drogodependencia, que no está en mi terrero, estoy dedicado a otras cosas. Me tomo las copas que me apetecen, cuando me apetecen y donde  quiero, cosa que también se me cuestiona", ha indicado.
"Yo hago la vida normal de cualquier persona normal y no voy a ser objeto de lo que alguien, en un momento dado, por no sé qué razones ha querido decir. Sé cuánto vale un paquete de Marlboro y un gin tonic y ya está. En mi vida me ha dado por comprar un porro, no me ha hecho falta. Soy fumador y me gusta el gin tonic, lo he dicho en miles de ocasiones y no voy a estar al pairo de quién quiera a ponerme a caer de un burro y yo a voy a tener que entrar al trapo de demostrar que lo que dice ese señor no es verdad", ha afirmado.
A continuación, ha insistido en que no tiene que demostrar nada, "lo tendrá que demostrar él", en alusión a Trujillo. Además, tras ser preguntado por si ha "malgastado" dinero público", ha respondido que no sabe si ha gastado "bien o mal" su sueldo, pero que su familia "nunca se ha quejado, por lo que supongo que no lo habré malgastado".
El exdelegado de Empleo tampoco declara
El exdelegado de Empleo de la Junta en Sevilla Antonio Rivas se ha acogido a su derecho a no declarar en la comisión de investigación creada en el Parlamento sobre el caso de las irregularidades en los expedientes de regulación empleo (ERE), tramitadas por la Administración andaluza, si bien ha proclamado "su absoluta inocencia" y ha querido dejar claro que no ha tenido conocimiento "de ningún tipo de ilegalidad" en la tramitación de ningún expediente.
Así se ha pronunciado Rivas, quien ha abierto el turno de comparecencias en la segunda jornada de la comisión de investigación creada en el Parlamento, después de que el exalcalde de Cazalla de la Sierra (Sevilla) Ángel Rodríguez de la Borbolla, no haya acudido este miércoles a la misma, al no haber recibido la notificación.