Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hernando dice que el PSOE comenzará a "hablar" con los partidos cuando Rajoy "diga que no por segunda vez"

No teme que la consulta divida a los militantes y avisa de que a éstos "no se les pastorea porque no son ovejas"
El portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando, ha asegurado este lunes que el PSOE se pondrá a "hablar" con otros partidos para intentar gobernar "en el momento en que Mariano Rajoy diga que no por segunda vez" a presentarse al debate de investidura, en caso de que el Rey se lo proponga cuando se reúna con él el martes.
En una entrevista en Telecinco, recogida por Europa Press, Hernando ha explicado que su idea sería hacerlo "lo más rápido posible", aunque ha admitido que "la dinámica es compleja". No obstante, ha incidido en que el PSOE "no va a titar la toalla" porque no haya mayorías absolutas y ejercerá su responsabilidad si así se lo pide el jefe de Estado.
Por otro lado, el dirigente socialista ha defendido la decisión del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, de someter a la consulta de la militancia los posibles pactos de Gobierno a que pueda llegar. Y, aunque ha reconocido que no sería una consulta vinculante, ha puesto en duda que el Comité Federal vaya a decidir algo distinto a lo que diga la militancia. "No hay división entre dirigentes y militantes", ha asegurado.
Hernando ha destacado que en el Comité Federal del sábado no hubo ni una sola opinión en contra de este mecanismo y ha dejado claro que no le preocupa que la consulta arroje como resultado una división de la militancia. "Si tememos la división de los cuerpos electorales no hagamos eleccones", ha ironizado.
Además, ha advertido de que a los militantes del PSOE "no se les pastorea porque no son ovejas" y no van "a atender a toque de pito a lo que les diga no sé quién", sino que valorarán la propuesta que les haga el secretario general.
También ha recalcado que en el Comité Federal no se le pusieron a Sánchez nuevas condiciones para intentare formar Gobierno, más allá de la 'línea roja' de no pactar con independentistas aprobada el 28 de diciembre. "Si se le hubiesen puesto nuevas condiciones de negociación habría una nueva resolución y que yo sepa no la hay", ha advertido.
Hernando ha dicho que la propuesta es consultar a los militantes y no a los electores porque eso sería mucho más complejo, pero ha defendido que es un paso importante. Del mismo modo, ha explicado que para que la consulta fuese vinculante habría que cambiar los estatutos del partido, cosa que se puede hablar de cara al próximo Congreso.
Si se repiten las elecciones, Hernando cree que Pedro Sánchez debe volver a optar a ser el candidato, que se elegirá por primarias. "Si él decide ir, en ese momento yo seré uno de los que le apoyen", ha dicho.
En todo caso, ha apuntado que si se repiten las elecciones será porque no se ha conseguido un acuerdo de Gobierno sobre un programa. "Cuando lleguemos a ese río construiremos el puente para superarlo", ha zanjado.
LA FILTRACIÓN TRAERÁ MÁS DESCONFIANZA EN LOS DEBATES
El portavoz ha lamentado que se hayan filtrado grabaciones de la reunión a puerta cerrada del Comité Federal --las ha difundido este lunes la Cadena Ser-- porque cree que es bueno que haya reuniones "internas", donde la gente pueda expresarse de manera coloquial, y porque a partir de ahora habrá "más desconfianza en estos debates".
Con todo, considera "desproporcionado" decir que el PSOE se esté encaminando a su propia liquidación, tras 136 años de historia, y se ha mostrado convencido de que seguirá existiendo dentro de otros 136.
Es más, ha recordado que el partido nació "en las minas y en las fábricas" y sobrevivió con un solo diputado en el Congreso, así que está convencido de que el partido y sus militantes sabrán superar la actual coyuntura.