Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hija de un cargo del PP y la novia del alcalde de Xinzo (Orense) fueron elegidas por un tribunal escogido por el regidor

Toman declaración al exsecretario del ayuntamiento y al presidente de un tribunal que dio una plaza a la hija del que fuera su jefe en la Xunta
El titular del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Orense ha tomado declaración a parte de dos tribunales que seleccionaron, en el Ayuntamiento de Xinzo de Limia, a la novia del alcalde, Antonio Pérez, y a la hija del exdelegado de la Xunta en Orense para Medio Ambiente.
Además, también ha tomado declaración al secretario municipal, que dijo que el tribunal fue "escogido por el alcalde y designado por un decreto de alcaldía", tras contactos con la Diputación de los que no tiene constancia directa.
La toma de declaración ha sido pública y en presencia de los abogados del sindicato CIG, de los representantes de las ganadoras del concurso oposición celebrado en 2010 y del Ayuntamiento de Xinzo de Limia. Así, ha respondido a la denuncia sindical presentada en el juzgado por la que se impugna las dos resoluciones del alcalde para ocupar las plazas de letrada y administrativa municipales.
En la denuncia se reclama la nulidad de ambas resoluciones por "vulneración de la Ley de Procedimiento Administrativo y, de forma subsidiaria, la anulación del trámite de valoración de méritos, para que la selección de candidatas se retrotraiga a ese momento".
CARGOS DEL PP Y FAMILIA
Fueron convocados para declarar el presidente del tribunal que seleccionó como letrada a María del Carmen P.L., hija del que fue delegado de Medio Ambiente de la Xunta en Orense, Agustín Prado Verdeal, y los miembros José Luis Suárez y Monserrat Rodríguez.
El que fue presidente del tribunal es Gerardo Pumar, que tuvo el cargo de secretario de la delegación de Medio Ambiente "bajo las órdenes del padre de la seleccionada" entre 1999 y 2005, según planteó la abogada denunciante en su interrogatorio.
Pumar detalló que no tiene ningún tipo de relación con el Ayuntamiento de Xinzo y que desconoce los motivos por los que fue elegido como presidente del tribunal. "Supongo que tuvieron en cuenta que estuve en otros tribunales como representante de la Xunta de Galicia, donde soy funcionario desde 1976, pero a Xinzo nunca me habían llamado ni volvieron a hacerlo", explicó.
Admitió que además de funcionario, ocupó varios cargos políticos por designación de Gobiernos del PP, aunque dijo desconocer a la hija de Prado Verdeal, con el que mantiene una relación personal.
Tampoco supo explicar el motivo por el que todos los miembros del tribunal fueron acordados con la Diputación de Orense salvo él y dijo desconocer la circunstancia de que el Consistorio de Xinzo fue denunciado en las últimas elecciones municipales porque su censo aumentó con varios miembros de la familia de Prado Verdeal, registrados en varias direcciones.
También declaró Monserrat Rodríguez, funcionaria de la Diputación pero "sin estar supeditada en absoluto al alcalde de Xinzo que es además diputado provincial", relató, y explicó que aunque está casada con un alcalde del PP --Argimiro Marnotes, de O Carballiño--, su designación como vocal del tribunal de selección "respondió a motivos técnicos". En este sentido, añadió que sus opiniones "no están mediatizadas por nadie".
IGUAL VALORACIÓN POR MENOS MESES
Rodríguez defendió la valoración que se hizo de las candidaturas para la plaza de letrada, en la que ella participó, y explicó que fue "conjunta" pero dijo desconocer por qué se puntuó con cuatro puntos los 212 meses de una jueza sustituta y se dio la misma puntuación a la María del Carmen P.L., por 24 meses de trabajo como agente de desarrollo local. "Se hizo conforme a las bases y el resultado se publicó y nadie recurrió", detalló.
Por su parte, el jefe de servicio de Recursos Humanos de la Diputación y miembro de los dos tribunales en Xinzo de Limia, José Luis Suárez, además de concejal del PP en Monterrei --donde el alcalde es su padre--, declaró que para formar los tribunales de selección de Xinzo de Limia, la Diputación "pidió al ayuntamiento que propusiera miembros y a partir de ahí, el presidente de la Diputación, por resolución, designó a los que consideró oportuno".
CONVENIENCIA DE LAS DESIGNACIONES
Suárez, en su condición de cargo público además de funcionario, respondió a preguntas sobre la conveniencia de su designación para un tribunal de selección y dijo no ver motivo alguno para ser recusado o para que tuviese que abstenerse en su participación.
Dijo conocer a Agustín Prado Verdeal por ser militante del PP, pero no a su hija, y no mantener trato personal con ninguno de los dos, aunque sí sabía que el presidente del tribunal para seleccionar letrada "fue subordinado del padre de la candidata escogida".
Ninguno de los miembros de los tribunales de selección que declararon advirtieron al Ayuntamiento de Xinzo sobre el incumplimiento de la paridad entre hombres y mujeres entre sus integrantes, ni sobre la condición de cargos públicos de alguno de ellos, según explicaron a preguntas de la abogada denunciante.
Por su parte, los abogados del Ayuntamiento y de las seleccionadas, como codemandados, preguntaron sobre el cumplimiento básico del funcionamiento del tribunal y todos afirmaron que no hubo reclamaciones sobre las resoluciones, y actuaron de forma colegiada y por unanimidad.
El que fue secretario municipal en 2012 en Xinzo de Limia, Demetrio M.M., explicó que él mismo declinó la propuesta de formar parte de estos tribunales y su única participación fue elaborar un informe sobre cómo debería desarrollarse el concurso oposición según la normativa vigente.
Detalló que le consta que los integrantes de los tribunales eran propuestos por el alcalde, Antonio Pérez, y designados con una resolución suya y que se abstuvo de firmar el nombramiento de la seleccionada para el puesto de administrativa "porque tenía una relación personal de pareja con ella".
Las declaraciones se incorporarán al proceso para ser valoradas por el juez.