Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ICV se une alrededor del 9N remarcando que no conlleva un "mandato democrático"

Cierra una propuesta por unanimidad tras más de cuatro horas de intenso debate de la dirección
La Comisión Ejecutiva de ICV ha aprobado este miércoles por unanimidad una propuesta en la que el partido ha recuperado la unidad alrededor de la votación del 9 de noviembre y en la que la formación se compromete a trabajar para que la jornada sea una gran movilización pero dejando claro que no puede equipararse con una consulta porque no conlleva un "mandato democrático".
En declaraciones a los periodistas a la salida de la reunión --que ha durado más de cuatro horas--, la coordinadora nacional de ICV, Dolors Camats, ha explicado que recogiendo "opiniones muy plurales" la formación ha logrado consensuar un decálogo sobre el 9N en el que llama a la movilización ciudadana durante esa jornada de la forma que considere oportuno -acudiendo a las urnas o no--.
La reunión de la Comisión Ejecutiva ha sido motivada por los cambios que ha sufrido la consulta del 9 de noviembre, después de que hace diez días los partidos proconsulta rompieran su unidad una vez el presidente de la Generalitat, Artur Mas, descartase celebrar la votación en base a la Ley de Consultas No Refrendarias y decreto de convocatoria e impulsase una propuesta alternativa.