Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Karrera Sarobe participó en el asesinato de dos guardias civiles en Capbretón

Las pruebas científicas realizadas por la Policía Judicial francesa han confirmado que el último jefe de ETA, Mikel Kabikoitz Karrera Sarobe, alias 'Ata', participó en el asesinato de los dos guardias civiles en Capbreton (Francia) llevado a cabo por ETA en diciembre de 2007. Karrera Sarobe fue detenido la semana pasada en un piso de Bayona.
Fuentes de la lucha antiterrorista informaron que el ADN del hasta ahora último jefe militar de ETA estaba en el automóvil en el que huyeron los asesinos.

Los etarras acabaron con la vida del guardia civil, Raúl Centeno, de 24 años, e hirieron de gravedad a su compañero, Fernando Trapero, de 23, que murió posteriormente.

Los dos agentes españoles, que realizaban una operación de vigilancia junto a agentes franceses, acababan de desayunar en una cafetería de la localidad de Capbreton, en la costa suroeste de Francia, cuando miembros de ETA dispararon contra ellos, tras haberlos reconocido como agentes de las fuerzas de seguridad españolas. Iban sin uniforme y desarmados.

Ése fue el primer atentado de ETA con víctimas mortales desde que la organización separatista vasca rompió el proceso de diálogo abierto con el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero haciendo volar un aparcamiento del aeropuerto de Madrid y matando a dos ciudadanos ecuatorianos.

Causa abierta

La justicia francesa mantiene abierta una causa por estos hechos en la que tan solo había hasta el momento dos terroristas imputados.

Se trata de Saoia Sánchez y de Asier Bengoa. Además, en su momento se especuló con que Garikoitz Aspiazu Rubina, alias Txeroki, también estuviese implicado en los hechos tras una confesión a dos compañeros del comando Navarra durante un cursillo de explosivos.
Rubalcaba: Todos los del atentado "están en la cárcel"
El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha asegurado que tras la identificación del etarra Mikel Kabikoitz Carrera como uno de los que participaron en 2007 en el asesinato de dos guardias civiles en Capbreton (Francia), todos los que intervinieron en el atentado "están ya en la cárcel".

"La Policía francesa nos acaba de confirmar que una muestra genética recogida durante la investigación de los asesinatos de Capbreton coincide con el ADN de Mikel Carrera y, por tanto, podemos decir que estuvo en Capbreton, y ahora queda por saber exactamente qué papel jugó cada cual en ese horrible asesinato", ha añadido el titular de Interior.