Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

López dice que PSE "no pactará con Bildu" y no revela si lo hará con el PNV porque dependerá de resultados electorales

Rechaza las acusaciones de querer rentabilizar el final de ETA y recuerda que Otegi está en la cárcel porque lo determinó la Justicia
El lehendakari y secretario general del PSE-EE, Patxi López, ha descartado que los socialistas vascos puedan pactar con Bildu, aunque no ha revelado si lo hará con PNV porque dependerá, según ha asegurado, de los resultados electorales y de las propuestas que cada formación realice.
En una entrevista concedida a la Cadena SER, recogida por Europa Press, López ha asegurado que ha sido durante la época estival cuando ha decidido convocar elecciones autonómicas vascas el 21 de octubre, aunque tenía "una idea previa" de ello cuando se fue de vacaciones.
A su juicio, cuatro meses "no es mucho adelanto" de los comicios, que deberían haberse celebrado en marzo del próximo año, y menos "en una legislatura tan complicada" como ésta. Asimismo, ha asegurado que su resolución no ha tenido nada que ver con la crisis económica.
Para el presidente del Gobierno vasco, éste era "el momento de hacerlo", después de haber puesto en marcha las medidas "para hacer frente a la crisis, para ayudar a las empresas y a las familias y para sostener los servicios públicos", y tras tener "puestas en marcha también todas las acciones que evitan todos los recortes que el Gobierno central ha intentado imponer".
"Todo eso ya está en marcha. Por lo tanto, toca definir nuevas propuestas y nuevas medidas para la crisis. También creo que es un tiempo para buscar acuerdos y en Euskadi vivíamos un clima preelectoral que estaba impidiendo cualquier tipo de entendimiento, y por lo tanto, debemos abrir un nuevo tiempo para el acuerdo y para los consensos", ha añadido.
Asimismo, ha considerado que "en Euskadi se necesitan reformas profundas en la fiscalidad, en la arquitectura institucional que evite duplicidades y solapamientos, y eso había sido impedido, tanto por el PNV como por el PP, que gobiernan dos de las diputaciones (la de Vizcaya y Álava), que son instituciones muy importantes en Euskadi y que tienen que estar implicadas en estas reformas profundas que nos hagan avanzar en una Euskadi más competitiva, más solidaria y más justa".
El lehendakari ha precisado que los objetivos que se marcaron al inicio de la legislatura como "el acabar con la violencia, dar tranquilidad a la vida política de este país, enfrentarse a la crisis de otra manera y sostener a los servicios públicos, están más o menos cumplidos porque haciéndolo ahora, hay tiempo más que suficiente para preparar los nuevos presupuestos".
"NINGÚN MOTIVO" EN LA CRISIS
López ha precisado que "no hay ningún tipo de motivo que venga derivado de esa crisis" para haber convocado los comicios. Tras señalar que "es verdad que la recaudación ha caído en Euskadi de manera moderada", un tres y medio por ciento de media, ha precisado que "eso ya estaba conjugado por este Gobierno, que va a cumplir a rajatabla el objetivo del déficit". "Por lo tanto, ésa no es, de ninguna de las maneras, la razón de esta convocatoria electoral", ha subrayado.
Tras rechazar que se haya visto "obligado" a convocar elecciones, ha considerado que el clima preelectoral "en el que estaban instalados el PNV, el PP y Bildu, impedía cualquier tipo de acuerdos y acercamientos". "Abrimos un nuevo tiempo en el que sea posible llegar a acuerdos", ha aseverado.
El lehendakari, que ha arremetido contra los recortes de Mariano Rajoy, ha señalado que el PSE-EE defenderá "un modelo social, de bienestar y económico" en Euskadi, frente al modelo "identitario" que quieren enarbolar otros.
Patxi López ha manifestado que los vascos tienen "los mismos problemas, en estos momentos, que el resto de los españoles o europeos". "Estamos afectados por una crisis enorme", ha indicado.
BILDU QUIERE EL DEBATE IDENTITARIO PARA UN NUEVO MARCO POLITICO
En esta línea, ha defendido "el modelo social" del PSE-EE, frente al de "recortes" del PP, al de los ajustes "a la vasca" del PNV, y al de "la paralización" de Bildu, y ha advertido de que la formación jeltzale pretende "meter" a los vascos en "el debate identitario con su propuesta de nuevo marco político para 2015".
López ha recordado que "hay un modelo del PP, que es el de los recortes y la merma del autogobierno", mientras que el PNV significa "el recorte a la vasca, con Euskolabel".
En este sentido, ha remarcado que el presidente del EBB del PNV, Iñigo Urkullu, a través de su blog, ha escrito "que Mariano Rajoy está haciendo lo que tenía que hacer". Además, ha reprochado que la formación jeltzale pretenda "meter" a los vascos, una vez más, en "el debate identitario con su propuesta de nuevo marco político para 2015", cuando el principal problema es el de la crisis económica.
Asimismo, ha destacado que Urkullu consideró que Patxi López no debía "meterse en la competencia de otros" en materia fiscal, sino "subir las tasas escolares y poner precio a la sanidad".
El presidente del Gobierno vasco ha destacado que ha mantenido los servicios públicos, la sanidad, la educación y las políticas sociales, "y esto va a ser muy tenido en cuenta por la ciudadanía vasca que, al final, es la que tiene que decidir en las urnas".
"Ha visto, en este sentido, a un Gobierno con una determinación absoluta de marcar unas líneas rojas en la política que no han sido traspasadas. No hemos desmantelado, en absoluto, el sistema de bienestar, sino que lo estamos reforzando con reformas profundas que garantizan su futuro", ha añadido.
EL "FOLKLORE" DE BILDU
Asimismo, ha apuntado que "el modelo Bildu vuelve a los de siempre", que es el del "folklore de la pancarta permanente", y ha afirmado que, cuando tiene que gestionar, "es la demostración de la paralización" como ha ocurrido en San Sebastián y en Guipúzcoa, y la oposición a cualquier "cosa" que signifique "desarrollo y progreso".
En este sentido, ha manifestado que los socialistas no pactarán con Bildu porque no sólo les separa "un abismo en cuestiones de principios éticos, morales y democráticos", sino que Bildu ha demostración que su modelo es de la "no gestión".
"Toda esa revolución que nos vaticinó en Guipúzcoa, cuando llegó a las instituciones, se ha quedado en el reguero de la política de basuras, nada más. Y así es imposible llegar a ningún tipo de pactos con ellos", ha manifestado.
Sobre un posible acuerdo con el PNV, ha emplazado a no hacer "política ficción" y ha recordado que el alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, ha afirmado también que su partido "no pactará con Bildu". En este sentido, ha señalado que serán los ciudadanos vascos los que decidan y se ha mostrado convencido de que el PSE-EE puede dar la vuelta a los resultados de las encuestas. Además, ha indicado que habrá que ver las propuestas que realizan el resto de partidos, entre ellos la formación jeltzale.
FIN DE LA VIOLENCIA
Asimismo, ha rechazado las acusaciones de que quiera rentabilizar el final "de la violencia terrorista", y se ha congratulado de que estas elecciones se celebrarán "sin la amenaza y la presión de ETA", de forma que "nadie tenga que arriesgar su vida por expresar sus opiniones". "Ésa es la mejor noticia y la mejor inversión de la historia de Euskadi", ha dicho.
A su juicio, esta situación se ha generado "gracias a que la sociedad vasca puso pie en pared" y de que su Gobierno "impulsó una política de tolerancia cero frente a la violencia y a las actitudes de connivencia de la violencia". "Sólo por eso ha merecido la pena estar en el Gobierno", ha manifestado.
El lehendakari ha señalado que en el Parlamento vasco "no ha faltado nadie" porque "todas las opciones políticas han estado encima de la mesa", porque había opciones independentistas, y ha precisado que "no se han perseguido ideologías, sino las actitudes violentas". "Si Otegi está en la cárcel es porque la Justicia lo ha determinado así, no por otra cosa", ha concluido.