Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lugo asegura que "dos años son pocos para superar los problemas" de Paraguay

El presidente paraguayo, Fernando Lugo, afirmó hoy que los primeros dos años de su mandato, que completará el 15 de agosto próximo, han sido "pocos" para encarar los problemas estructurales del país.
"Decimos que dos años son pocos para superar problemas que llevaron décadas de consolidación, pero sabemos que las demandas ciudadanas son urgentes y los derechos indiscutibles", afirmó Lugo durante la lectura de su informe de gestión anual ante el Congreso.
El gobernante compareció ante el Congreso, de mayoría opositora, para exponer su gestión en coincidencia con la renovación de las autoridades en el Senado y la Cámara de Diputados para un mandato de un año.
Lugo destacó, sin embargo, que en el primer tramo de su gestión, que acabará en 2013, se han dado "algunos pasos para que todos participemos en el proceso de cambio de las estructuras, algunas de ellas obsoletas, pesadas y anacrónicas para nuestro desarrollo".
El gobernante detalló las acciones de su Gobierno para avanzar en la economía, salud, educación, seguridad, así como en la lucha contra la pobreza en un país donde cerca del 40 por ciento vive bajo esa línea y casi el 20 por ciento en la miseria.
También destacó la evolución de la economía del país, que, según las previsiones oficiales, crecerá por encima del 6 por ciento al influjo de la producción agropecuaria, tras una retracción del 3,8 por ciento en 2009.
"Frente a la crisis mundial y la sequía que nos afectó, el Gobierno implementó una política de fuerte impulso del gasto público, que registró un incremento del 27 por ciento con relación a 2008 y equivale al 3,8 por ciento del Producto Interno Bruto", dijo Lugo, quien fue interrumpido varias veces por el senador disidente Alfredo Jaeggli.
El legislador, detractor de Lugo en el oficialista Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA, de centroderecha), ingresó al recinto con un gorro frigio similar al del escudo nacional y con un pito y una cartulina roja protestó contra el gobernante.
Jaegli calificó de "payasesco" el informe y justificó su actitud al afirmar que en un circo "tiene que haber payasos".
En los comicios generales del 20 de abril de 2008, Lugo puso fin a 61 años de hegemonía política del Partido Colorado (conservador) al frente de una coalición de amplia base ideológica que si bien está dominada por grupos sociales de izquierda su fuerza en el Congreso radica en el PLRA.