Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Manuel Cobo y Ricardo Costa, suspendidos de militancia durante un año

Los dirigentes populares Manuel Cobo y Ricardo Costa serán finalmente suspendidos de militancia durante un año por el Comité de Derechos y Garantías del Partido Popular. Ambas sanciones son revisables a los seis meses y ambos dirigentes las recurrirán con toda probabilidad, para lo que cuentan con un plazo de quince días. Los dos dirigentes conservadores se encontraban ya suspendidos cautelarmente de militancia desde hace tres meses.
Los instructores de los expedientes al vicealcalde de Madrid, Manuel Cobo, y el ex secretario general del PP valenciano, Ricardo Costa, proponen que sean sancionados con un año de suspensión de militancia, una medida que sería revisable a los seis meses si el Comité Nacional de Derechos y Garantías acuerda finalmente esa suspensión anual
Los motivos por los que se suspende a ambos dirigentes del PP son bien distintos. Manuel Cobo, hombre próximo y mano derecha del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, ha sido suspendido por sus acendradas críticas realizadas desde el diario El País a Esperanza Aguirre, cuyo comportamiento catalogó como "de vómito" en relación con la polémica suscitada en Caja Madrid y la reelección de su presidente, que finalmente recaerá en Rodrigo Rato. Además, Cobo acusó a la presidenta de la Comunidad de Madrid de haber organizado "una gestapillo", en relación con el caso de los espías que siguieron a algunos cargos del Partido Popular madrileño y del consistorio regido por Ruiz Gallardón.
Esta entrevista y la ratificación posterior de sus palabras por parte de Cobo, provocó que el Comité de Garantías del PP de Madrid pidiera la apertura de un expediente disciplinario a Manuel Cobo. Petición que fue atendida por Fernández Mañueco quien, no sólo citó al vicealcalde para el 4 de noviembre, sino que también pidió la comparecencia de la presidenta del Comité Regional, Cristina Cifuentes, para que "si lo consideraba oportuno, explicara los fundamentos de su iniciativa".
Ese día, el 4 de noviembre, el Comité de Garantías escuchó al vicealcalde y acordó suspenderle de militancia "con carácter cautelar", mientras se tramita el expediente disciplinario y "sin que tal medida prejuzgue el resultado de este, ni suponga vulneración de la presunción de inocencia", añadía el comunicado en el que se anunciaba la decisión.
El caso del ex secretario del PP de la Comunidad Valenciana Ricardo Costa es bien diferente. Costa fue el primero en ser suspendido cautelarmente de militancia por su "actitud" después de realizar unas declaraciones en las que se atribuía aún la condición de secretario general cuando ya había cesado de su cargo por orden de Génova, tras unas informaciones que mostraban su cercanía a uno de los cabecillas del trama "Gürtel", Alvaro Pérez 'El Bigotes'. "Creo que, como militante, como secretario general, es importante que la dirección nacional ratifique la gestión del partido en estos años, ratifique mi gestión como secretario general y también ponga en valor mi honradez como militante, como ciudadano y como secretario general", dijo entonces al tiempo que reclamaba ser escuchado por Génova lo antes posible después de haber cesado en el cargo. 
Finalmente, Ricardo Costa fue escuchado durante una hora por el Comité de Derechos y Garantías el pasado 19 de noviembre, tras lo cual colaboradores suyos afirmaron que se sentía "bien, contento y tranquilo". A.V.