Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Margallo: El PP "no tardaría un segundo" en descartar una coalición que contemplase "la disolución de España"

El ministro afirma que los populares "están mucho más cerca" del PSOE que Podemos
El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha asegurado este lunes que el Partido Popular "no tardaría ni un segundo" en descartar "una coalición con un partido que entiende que la disolución de España es una opción posible", después de que Podemos haya incluido en su propuesta de gobierno que ha trasladado al PSOE y a otras formaciones la celebración de un referéndum en Cataluña.
"Si se lo propusieran al PP no tardaríamos un segundo en contestar que no es posible una coalición con un partido que entiende que la disolución de España es una opción posible", ha subrayado en rueda de prensa tras participar en el Consejo de Asuntos Exteriores de la UE.
"Los socialistas también entenderán que la disolución de España no es una opción que se pueda poner encima de la mesa. O se retira o el PSOE no podrá formar Gobierno con un partido del que le separa una cuestión tan básica como esta; la concepción misma de lo que es España y lo que la Constitución establece", ha añadido.
El titular en funciones de Asuntos Exteriores ha expresado que, a su juicio, este hecho "no hace más que demostrar lo difícil que es hacer coaliciones que mezclan el agua con aceite", a la vez que ha afirmado que el Partido Popular "está mucho más cerca" del PSOE que Podemos, "salvo que el PSOE haga una conversión ideológica en un asunto tan trascendental".
La formación que dirige Pablo Iglesias ha presentado su propuesta de gobierno de coalición, en la que ha incluido la celebración de un referéndum "con todas las garantías" en Cataluña para que sus ciudadanos puedan ejercer el "derecho a decidir" el futuro político de esa comunidad y que éste tenga lugar "en la primera etapa de gobierno" y se base en una pregunta "única y clara".