Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Margallo ve una "ventana de esperanza" en la propuesta rusa e insiste en una "solución política"

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, ha considerado este martes que la propuesta rusa de que Siria ponga su arsenal químico bajo control internacional supone una "ventana de esperanza" al tiempo que ha asegurado que España seguirá trabajando para lograr una "solución política" al conflicto sirio.
En respuesta a una pregunta formulada por el senador de la Entesa pel Progrés de Catalunya Joan Sabaté, Margallo ha incidido en que "hasta hace unas horas el Consejo de Seguridad de la ONU parecía bloqueado" pero "por fortuna se ha abierto una ventana de esperanza" a través de la propuesta que exigiría a Damasco "la entrega de arsenal para su destrucción, lo que garantizaría que nunca más se van a utilizar este tipo de armas".
En este sentido, ha asegurado que "España sostiene y aplaude esta iniciativa" y ha dejado claro que el Ejecutivo de Mariano Rajoy "no va a participar" en una eventual intervención militar puesto que la Ley de Defensa solo contempla esta posibilidad si lo pide el país, en este caso Siria, o si hay un mandato de la ONU, la OTAN o la UE.
No obstante, según el ministro de Exteriores, el Gobierno español "está participando en una solución política y dialogada" y de hecho ha mantenido ya "dos reuniones con la oposición" al régimen de Bashar al Assad y ha participado en las reuniones del Grupo de Amigos de Siria. España, ha añadido, también está contribuyendo a "paliar una situación humanitaria catastrófica tanto dentro como fuera de Siria".
El Gobierno "va a seguir colaborando en una solución política, la única posible, va a seguir amparando los esfuerzos del Consejo de Seguridad para que nunca más se usen armas químicas, aplaude las resoluciones de entregar y destruir el arsenal químico y seguirá preocupada y colaborando activamente en una situación humanitaria que es la más grave que hemos visto en el siglo XXI", ha resumido.