Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Martixell Batet: "Cataluña es imprescindible" para que el PSOE pueda gobernar España

La candidata del PSC a las elecciones generales, Meritxell Batet, ha afirmado este miércoles que un buen resultado del PSC en Cataluña es "imprescindible" para que el PSOE pueda gobernar España y Pedro Sánchez sea presidente.
En un Consell de Federació extraordinario del PSC de Barcelona, ha pedido el apoyo de sus compañeros de partido: "Nos necesitamos todos juntos.
Que todos trabajemos comprometidos en este objetivo: lograr un buen resultado el 26J. Cataluña es imprescindible para un cambio de gobierno en España".
Batet no ha contemplado que la alianza entre IU y Podemos pueda superar al PSOE el día de las votaciones y ha afirmado que el 26J está en juego dos opciones: "Que vuelva a ganar el mismo gobierno y el inmovilismo y el bloqueo o que haya un cambio de gobierno y haya un presidente socialista".
La diputada socialista ha agradecido la confianza que ha recibido del partido para liderar la candidatura y también los mensajes de apoyo de sus compañeros y ha sentenciado: "Asumo el reto convencida de que era el momento de mojarse y dar un paso adelante".
También ha reivindicado el proyecto del PSC para estos comicios: "Es el mejor de los proyectos que hay encima de la mesa. Somos el único partido que piensa que la crisis económica, la institucional y la territorial tienen mucho que ver las unas con las otras".
UNA "BARCELONA FUERTE"
Batet ha destacado que Collboni tendrá un papel relevante en su campaña, ya que considera que el partido necesitará más que nunca una "Barcelona fuerte", que apoye el proyecto socialista y comprometida con el cambio que, a su juicio, representa Pedro Sánchez.
Ha afirmado que el 26J no es una segunda vuelta, sino unas nuevas elecciones en las que está en juego no solo formar las mayorías del Congreso y el Senado, sino quien será el presidente del Gobierno, y ha sentenciado que en este dilema solo hay dos nombres posibles: Mariano Rajoy o Pedro Sánchez.