Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Montoro saluda que la reforma local se desarrolle con superávit municipal y niega que atente contra el Estatuto andaluz

Heredia lamenta que sea el texto "menos municipalista, más recentralizador, más injusto y más mercantilista" conocido
El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha señalado este martes que los ayuntamientos españoles cerraron el año 2012 con superávit presupuestario y ha ensalzado que la reforma de la administración local se desarrolle en una situación "tan positiva como ésta". Además, ha negado que la misma atente contra el Estatuto de Autonomía andaluz.
Durante su respuesta a una pregunta del diputado socialista Miguel Ángel Heredia en la sesión de control en la Cámara baja, Montoro ha hecho hincapié en la "excelente noticia" y ha garantizado un "espíritu abierto" del Gobierno para la negociación de la reforma y para "evitar cualquier tipo de conflicto con el contenido de los estatutos de las comunidades autónomas".
"El proyecto de reforma del régimen local no atenta contra el Estatuto de Autonomía de Andalucía ni contra ninguno de los del resto de España", ha incidido el responsable de Administraciones Públicas, que ha apuntado que el momento en el que se encuentra la tramitación de la reforma permitirá "tener ocasión de debatirlo con el Grupo Socialista y también con quien tiene responsabilidades de Gobierno en la Junta de Andalucía".
Al respecto del nuevo gobierno regional, después de que Heredia hubiera agradecido a Montoro las palabras que pronunció éste en la toma de posesión de Susana Díaz, el ministro ha subrayado que se sintió "muy honrado" de hacerlo, como representante del Gobierno y también a título personal.
En la misma línea, ha recalcado que el Ejecutivo desea tener una "relación fluida y permanente" con el nuevo gobierno autonómico porque eso es --ha indicado-- "lo que están esperando los andaluces y el conjunto de españoles".
PSOE PIDE LA RETIRADA
Por su parte, el socialista ha defendido que la reforma "le ha salido de todos menos local" y es el texto municipal "menos municipalista, más recentralizador, más injusto y más mercantilista con los pequeños y medianos municipios" que se ha conocido en la Democracia, por lo que ha pedido su retirada mientras que negocia con comunidades y ayuntamientos sobre sus verdaderas necesidades. Así, tras señalar que los alcaldes del PP también están "en contra de la reforma", ha advertido al Gobierno que "no se puede gobernar a golpe de ocurrencia".
Heredia ha advertido de que con esta reforma, en Andalucía habrá 4.000 plazas en residencias para mayores que pueden desaparecer; 97.000 andaluces se quedarán sin ayuda a domicilio y 40.000 empleados públicos irán al paro. De ese modo, ha criticado que la reforma de la administración local se haga "con la excusa de crisis pero sin justificación económica" porque, según ha recordado, los ayuntamientos únicamente representan el cuatro por ciento de la deuda de la administración y solo el de Madrid supone cuarta parte del total.
A su juicio, las medidas "racionan oportunidades", crean "ciudadanos de primera y de segunda" y "vuelven a hacer negocio con los ciudadanos". "Es un ataque contra la autonomía municipal", que es -ha añadido-- "pilar básico de nuestro modelo de convivencia y participación ciudadana".
Además, el socialista ha mantenido que "abre un nuevo frente con las comunidades autónomas" porque, en el caso del Estatuto andaluz, "vulnera 15 artículos". "En más de 30 años no se ha perdido ni un solo pueblo en Andalucía porque desarrollo rural ha sido prioritario para los gobiernos como vehículo de cohesión e igualdad de oportunidades entre ciudadanos", ha añadido.