Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La juez Núñez archivará la pieza 'política' de los cursos de formación de Andalucía al no apreciar delito

En esta pieza separada de los cursos están siendo investigadas 24 personas, entre ellas el exconsejero de Empleo Antonio Fernández
La juez María Núñez Bolaños archivará la pieza 'política' de los cursos de formación financiados con fondos de la Junta de Andalucía, como es la que afecta a 24 exdirigentes del Servicio Andaluz de Empleo (SAE), entre ellos el exconsejero de Empleo Antonio Fernández o los ex delegados del ramo en las ocho provincias andaluzas.
Fuentes judiciales han informado a Europa Press de que la magistrada dictará en los próximos meses un auto en el que archivará la referida pieza, una de las nueve en que dividió la causa en diciembre del pasado año 2015, al no apreciar delito y considerar que únicamente se habrían cometido irregularidades administrativas.
En su día, la juez Mercedes Alaya --ahora en la Sección Séptima de la Audiencia de Sevilla-- aseguró en distintos autos que desde la Consejería de Empleo se impartían "órdenes" a las distintas delegaciones provinciales "para que no se controlara el dinero" destinado a la formación, "creando de esta forma una red de clientelismo político", una idea que decae con el futuro archivo de la pieza 'política' de la causa.
Recientemente, el Juzgado de Instrucción número 4 de Jaén archivó la investigación sobre los cursos de formación en la provincia que se seguía contra la exdirectora provincial del SAE Irene Sabalete y otras 14 personas más, entre técnicos, jefes de servicio y jefes de departamento, en un auto donde asevera que "resulta manifiestamente absurdo, salvo que se aleguen y no se prueben, finalidades espúreas por los responsables de la administración que se debaten y no se acreditan, como clientelismo electoral".
La juez María Núñez archivará esta pieza de la causa de los cursos de formación, decisión que con toda probabilidad contaría con el visto bueno de la Fiscalía Anticorrupción, después de haber tomado declaración al ex interventor general de la Junta Adolfo García Fernández y a los interventores en siete provincias andaluzas --todos a excepción de la de Sevilla, que no ha podido comparecer por enfermedad--.
En sus comparecencias como testigos, los interventores de la Junta de Andalucía han coincidido en señalar que tan sólo apreciaron irregularidades administrativas y que si hubieran observado indicios de delito lo hubieran denunciado.
EL EX INTERVENTOR GENERAL NO VE "MENOSCABO" ECONÓMICO
El martes de la pasada semana, de hecho, el ex interventor general de la Junta Adolfo García Fernández compareció ante la magistrada y aseguró no haber observado ningún "menoscabo" económico en ninguno de los expedientes analizados, añadiendo que la función de la Intervención "no es detectar que exista un delito" y que "la mayor preocupación es que se debería revisar los expedientes para que no prescribiera".
El ex interventor general, que como licenciado en Derecho aseguró tener facultades para valorar "si los hechos son lícitos o no", puso de manifiesto que a su juicio "hay una dilación" y que eso "puede conllevar un riesgo, no que exista", precisando que su trabajo "es detectar un riesgo y ponerlo en conocimiento" y queriendo dejar claro que "nunca esto ha supuesto un procedimiento penal".
De este modo, y según el acta de su declaración, a la que ha tenido acceso Europa Press, el ex interventor general señaló que "lleva trabajando desde el año 1985 y es la primera vez que ocurre esto".
Cabe recordar que, en la pieza del SAE de los cursos de formación, la juez María Núñez investiga a un total de 24 personas, entre ellas el exconsejero de Empleo Antonio Fernández, que también está imputado en la pieza del entramado empresarial vinculado al exconsejero de Hacienda Ángel Ojeda y que recientemente ha sido procesado en el caso de los ERE fraudulentos.
OPERACIÓN 'BARRADO'
También están imputados 13 ex altos cargos de la Junta que fueron detenidos por la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil en el marco de la operación 'Barrado' desarrollada en marzo de 2015, entre ellos las ex directoras generales de Formación Profesional para el Empleo de la Junta María José Lara y María Teresa Florido, que es cuñada de Ángel Ojeda.
Entre los detenidos en la operación 'Barrado' que permanecen imputados también se encuentran el exdirector general de Formación Profesional, Autónomos y Programas para el Empleo Andrés Sánchez; el exdirector general de Empleabilidad y Formación Profesional Manuel Brenes, y los exdelegados de Empleo en Sevilla Aurora Cosano y Antonio Rivas; en Jaén, Irene Sabalete; Almería, Francisca Pérez Laborda; Huelva, Eduardo Muñoz; Cádiz, Juan Bouza; Málaga, Juan Carlos Lomeña; Córdoba, Antonio Fernández, y Granada, Marina Martín Jiménez.
Asimismo, también están imputados por presuntos delitos de prevaricación y malversación de caudales públicos hasta diez jefes de servicio de Formación de la Junta de Andalucía.