Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Oltra dice que la ley respalda el grupo propio en el Congreso y lo contrario sería "un atropello democrático"

"Yo no sé quién tiene miedo a la democracia en este país y quién no ha entendido el resultado del 20-D", critica
La coportavoz de Compromís y vicepresidenta de la Generalitat, Mònica Oltra, ha defendido este miércoles en los pasillos de las Corts Valencianes la constitución de un grupo parlamentario propio en el Congreso para la candidatura Compromís-Podemos-És el moment porque la ley electoral impide sumar los votos de partidos y coaliciones, por lo que ha dicho que "a lo que no suma por un lado no se le puede obligar a casarse por el otro", algo que sería un "atropello democrático".
Oltra ha incidido en que los nueve diputados conseguidos "son de Compromís-Podemos-És el moment, ni son de Podemos ni son de Compromís" y la candidatura cumple los requisitos para tener grupo propio --más del 15% de votos por circunscripción y más de cinco diputados-- y ha pedido que "algo que por derecho propio los ciudadanos nos otorgaron el 20 de diciembre la Mesa del Congreso no lo obstaculice, no lo impida".
"Yo no sé quién tiene miedo a la democracia en este país y quién no ha entendido el resultado del 20-D, interesadamente se está lanzando una idea de que Podemos va a tener cuatro grupos y eso no es así, es no entender la arquitectura de la legalidad electoral", ha dicho la dirigente de Compromís, que ha recordado que la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, leyó los resultados en la noche electoral por separado "porque los votos no suman, no sumarían para subvenciones electorales, para mailing ni para conseguir los porcentajes que requiere tener grupo, no suman".
Así, ha incidido en "cómo a algo que no puede sumar por la legislación electoral se le obliga a permanecer en un mismo grupo parlamentario, es absurdo" y ha explicado que el reglamento establece límites "para que un partido que está en la misma organicidad no forme 17 grupos y tenga 17 portavoces, pero eso no tiene nada que ver con formaciones políticas distintas" como en este caso.
Ha subrayado que no hay que confundir partido y grupos parlamentarios y que "los ciudadanos no votan partidos, votan candidaturas electorales" y sus representantes se deben a la candidatura, no al partido, al tiempo que ha recordado que en el Congreso "se ha hecho de todo, se han prestado diputados de unas candidaturas a otras, se han hecho todos los chalaneos posibles" y "resulta que los que conseguimos un resultado electoral por derecho, se nos impide".
"INTENCIONALIDAD POLÍTICA, NO LEGAL"
A su juicio, este posicionamiento "tiene una intencionalidad política, no legal, y es que no se entiende la pluralidad, la diversidad y se defiende como gato panza arriba que el bipartidismo tradicional ha perdido más de 80 escaños". Oltra ha lamentado que "se dice que no puede haber tantos grupos parlamentarios. ¿Por qué no? Si los ciudadanos lo han decidido hay que gestionarlo y habrá que respetar lo que dicen".
Al ser preguntada sobre el pacto con el PSPV en la Generalitat después de que el PSOE defienda que no se constituya ese grupo propio, ha dicho que el presidente Ximo Puig "defiende la legitimidad para tener grupo parlamentario propio" y el pacto lo tienen "aquí".
"PREMISA DEMOCRÁTICA"
Respecto a si la formación de los cuatro grupos es una condición sine qua non para apoyar al PSOE para la Presidencia del Gobierno, Oltra ha dicho que es "una condición sine qua non democrática, al margen de la formación de gobierno" porque "no se puede empezar a formar gobierno masacrando" y esta es "una premisa democrática", una cuestión previa a decidir el qué y el quién de cara a ocupar la Moncloa.
Asimismo, cuestionada sobre si le da miedo el hecho de que el PSOE haya pactado con C's para la conformación de la Mesa del Congreso, ha dicho que no lo tiene y que se trata de "una cuestión de posicionamiento político", al mismo tiempo que ha recordado que en las negociaciones previas al Pacto del Botánico también se pasó "por una fase así".
"Aquí alguien tiene que plantearse si quiere ser presidente del gobierno" del cambio, ha dicho Oltra, que ha mostrado su esperanza en que "se reconduzca la situación grupos y haya voluntad fuerzas del cambio para promover un gobierno del cambio".