Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PNV da un apoyo "crítico" a la nueva Comisión europea de Juncker por establecer el paro y la reactivación como prioridad

Dice que no le gusta "algún comisario" o la "escasa presencia femenina" en su equipo
El PNV ha apoyado este miércoles la nueva Comisión Europea presentada por su presidente Jean Claude Juncker, tras escuchar que la reactivación económica y el paro son "su primera prioridad" y que enviará el plan de inversión de 300.000 millones de euros al Parlamento antes de que acabe el año, pero ha precisado que su apoyo es "crítico".
"Siguen sin gustarnos algún comisario o la escasa presencia femenina en su equipo, pero entre el desgobierno y el euroescepticismo o un programa que ha aceptado muchas de nuestras aportaciones, especialmente en lo que se refiere al apoyo a la economía real, el modelo social y la lucha contra el paro, apostamos por dar un voto de confianza a este equipo", ha añadido.
La vicepresidenta de ALDE, Izaskun Bilbao, ha expresado el apoyo del PNV a la posición mantenida por su grupo en la votación sobre la nueva Comisión Europea y ha recordado que el procedimiento no permite votar comisario a comisario sino "si o no a todo el equipo".
Bilbao ha argumentado "tres razones básicas" para justificar su voto positivo. En primer lugar, ha destacado que los jeltzales aplauden el compromiso de Juncker "por traer antes de Navidad al Parlamento el plan de reactivación con que el nuevo gobierno europeo piensa corregir las políticas de austeridad puestas en marcha para contener el déficit".
"Especialmente compartimos que se haya comprometido un plan de inversiones estructurales centrado en apoyar la economía productiva y el impulso del crecimiento. Esto se va a completar con una prioridad básica la de alcanzar en esta legislatura un mercado único de la energía que es básico para la competitividad del continente y evitar los problemas de competencia interna derivados de la actual fragmentación de este mercado", ha añadido.
Según ha explicado, el objetivo principal es acabar con el paro, asunto en la que la Comisión "se juega su credibilidad y la de Europa".
Asimismo, ha aplaudido la nueva estructura planteada por el presidente luxemburgués que, "de facto, pone en marcha un núcleo duro de vicepresidentes que empieza a demostrar el absurdo de contar con un comisario por estado y 28 carteras". A su juicio, la nueva estructura facilitará la coordinación entre carteras y cree "muy adecuada" la reasignación de funciones como el hecho de que todo el área de cambio climático "salga de la cartera de Cañete y se albergue en la del vicepresidente Sefcovic", que cree que fue "el protagonista de uno de los 'exámenes' a comisario más brillantes".
Finalmente, Bilbao ha destacado el acuerdo del PNV con los valores europeistas y federalistas que "de partida abandera este nuevo equipo de la Comisión Europea. "Es la primera vez, -ha destacado la vicepresidenta de ALDE- que escucho a un presidente de la Comisión hablar de los estados y las naciones de Europa, que se vinculen estos dos conceptos con la idea de construcción europea y que haya también un compromiso firme para que todos los estados miembros cumplan directivas y reglamentos y se ajusten a los valores básicos europeos especialmente en materia social y de derechos humanos y respeto a la democracia".
En el "debe" de la nueva Comisión, Bilbao ha lamentado el perfil del comisario húngaro, "que se atenúa al perder el área de ciudadanía, los conflictos de intereses que han rodeado la nominación del comisario español o la deficiente comparecencia del británico Jonathan Hill".
La europarlamentaria ha indicado que todo ello no se puede "corregir en votaciones comisario a comisario" porque solo hay la opción de "votar al equipo en su conjunto".
Además, ha manifestado que tampoco le gusta la "escasa presencia" femenina en el nuevo equipo, "pero es un problema de los estados y las candidaturas que han enviado". "Espero que el nuevo equipo responda a sus compromisos y no tengamos que lamentar el voto de confianza que les ofrecemos en este pleno", ha añadido.