Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP denuncia que "la apuesta por la radicalidad del PNV ha llevado al País Vasco a una parálisis institucional"

Critica que PNV intenta "siempre" acordar con EH Bildu y "evita cualquier entendimiento" con PP
El presidente del PP de Álava y portavoz del grupo juntero popular, Javier De Andrés, ha denunciado este viernes que "la apuesta por la radicalidad del PNV ha llevado a la parálisis institucional del País Vasco" y ha criticado que los 'jeltzales' "intentan entenderse siempre con EH Bildu, con la izquierda, y evita cualquier forma de entendimiento con aquellos que podemos aportar moderación y un proyecto de progreso".
En rueda de prensa celebrada en la sede del PP en Vitoria, De Andrés ha contestado a las declaraciones realizadas por el presidente del EBB, Andoni Ortuzar, en las que afirmaba que la oferta de "mano tendida" del presidente el Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, "llega tarde" y "no es creíble" para la sociedad vasca.
De Andrés ha recordado la actividad del PNV en el Parlamento vasco donde el Gobierno de Iñigo Urkullu "tanto solo ha presentado 9 de las 33 leyes que se comprometió a presentar en la Cámara, y ha tenido que retirar un tercio de ellas al no encontrar consenso con las formaciones políticas".
En este sentido, ha explicado que en la actual legislatura que está "a punto de finalizar", la Cámara vasca ha aprobado 25 leyes y "tan solo 13 han sido por iniciativa del Gobierno y en algunas de las normas aprobadas --como la Ley de Vivienda o la ley antifracking-- no han recibido el apoyo del grupo que sostiene al Gobierno vasco".
Tras hacer este repaso, De Andrés ha comparado estos datos con la actividad del grupo 'jeltzale' en el Congreso de los Diputados donde "las cosas cambian", ya que el PNV ha votado a favor de 36 leyes.
"Este dato confirma que la disposición del Gobierno de España ha sido la de entenderse con todas las fuerzas políticas y también con el PNV que ha dado su apoyo a más leyes que las que ha aprobado el Parlamento vasco en la actual legislatura", ha defendido antes de pedir explicaciones a Ortuzar y Urkullu por estos datos.
Para el portavoz 'popular' estos datos muestran que la Cámara autonómica sufre "una parálisis tremenda y una falta de liderazgo pro parte del Gobierno enorme" y cree que "la apuesta por la radicalidad del PNV ha llevado a la parálisis institucional del País Vasco".
Javier De Andrés ha criticado que el PNV "intenta entenderse siempre con EH Bildu, con la izquierda y evita cualquier forma de entendimiento con aquellos que podemos aportar moderación y un proyecto de progreso como el que hay en el conjunto de España y Europa".
Además, ha lamentado que el País Vasco sea una "excepción" en el conjunto de Europa y se apueste por "otras fórmulas de izquierda radical, marxista", lo que "conduce a la parálisis".
SITUACIÓN EN ÁLAVA
El portavoz 'popular' alavés ha recordado que el Gobierno de la Diputación alavesa, dirigido por el 'jelzale' Ramiro González, "ha pactado sus presupuestos con EH Bildu, al igual que ha ocurrido en localidades como Llodio o Getxo" y ha asegurado que el PNV gobierna en Vitoria "gracias a EH Bildu". "En Álava la apuesta del PNV ha sido EH Bildu", ha insistido.
También ha hecho referencia al acuerdo alcanzado esta semana por el Gobierno municipal de Gorka Urtaran (PNV) con el PSE para la entrada de los socialistas en el gobierno de Vitoria. De Andrés cree que los socialistas "le hacen el juego" al PNV porque "está dominado por el PNV, y ha afirmado que en la actualidad el PSE "no tiene identidad política en Euskadi". "No es una fuerza relevante y particularmente en Álava, donde no dan mayorías en ninguna institución", ha indicado.
Por último, ha reiterado que el PP era quien "daba mayorías" en las instituciones de Álava y ha recordado la oferta "pública y en privado" para la "estabilidad" de la Diputación de Álava y del Ayuntamiento de Vitoria que plantearon al PNV tras los comicios forales y municipales de 2015. "No la quisieron. Su apuesta fue el pacto de Podemos, Bildu, Irabazi y PNV", ha concluido.