Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP toma la iniciativa con cinco convenciones y dice que Rajoy llamará a Sánchez y Rivera para verse por "separado"

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha asegurado este martes que el jefe del Ejecutivo en funciones, Mariano Rajoy, les ha trasladado que tiene intención de llamar de forma inmediata al socialista Pedro Sánchez y a Albert Rivera para verse con ellos "por separado", sobre todo por "respeto" a los votantes de ambas formaciones. Además, ha anunciado una serie de convenciones del PP que se celebrarán en las próximas semanas para retomar la iniciativa política.
En una rueda de prensa tras el comité de dirección del PP que ha presidido Rajoy, Casado ha subrayado que su partido "no está en funciones y retoma la iniciativa" con el objetivo de llegar a un acuerdo de Gobierno. "Pero si no es posible, no vamos a estar perdiendo el tiempo sino trabajando para los españoles, que para eso nos pagan", ha afirmado.
Con ese objetivo, ha adelantado que el PP celebrará cinco convenciones nacionales (crecimiento y empleo; unidad de España, educación, bienestar social y vertebración de España) que desarrollarán los pactos de Estado que puso Rajoy encima de la mesa en sus encuentros con Sánchez y Rivera y que recogen un documento del PP. La primera convención sobre empleo se prevé para el 16 de marzo.
"RETOMAMOS LA MANO TENDIDA"
Asimismo, el PP está preparando un acto con alcaldes de menos de 5.000 habitantes y otro acto con presidentes de diputaciones provinciales al que asistirá Mariano Rajoy, con los que quieren poner en valor esas instituciones que se piden eliminar en el pacto que han firmado el PSOE y Ciudadanos. "Como retomamos la iniciativa, la retomamos con la mano tendida", ha declarado Casado.
Dicho esto, ha defendido que hay que empezar a negociar con un "folio en blanco" porque han vuelto al "punto de partida". "No sería justo ni partir de nuestro documento ni partir del de ellos", ha enfatizado. Y ha añadido que su partido no va a tolerar que le cuelguen el "san benito" de que el PP es un partido "antipático" y no está abierto al diálogo.
(((SEGUIRÁ AMPLIACIÓN))