Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PPdeG revela que sus encuestan permiten "optimismo" porque podría revalidar la mayoría absoluta, pero pide no confiarse

Rueda admite que hubo "cargos" del partido que aconsejaron a Feijóo fijar las gallegas con las generales o las andaluzas
El secretario general del PPdeG, Alfonso Rueda, ha asegurado que las encuestas internas que maneja permiten "optimismo", porque apuntan que su partido puede "volver a ganar y a tener mayoría absoluta" en la Cámara gallega. No obstante, reflejan una caída con respecto al momento en que se celebraron las elecciones andaluzas, hace apenas seis meses, o las generales, en noviembre del pasado año, cuando se preveía "una victoria histórica" de los populares, "superior a los mejores resultados" de Fraga, 43 diputados.
De hecho, en rueda de prensa tras un comité de dirección extraordinario que el presidente Feijóo convocó para explicar "sus razones" de fijar los comicios gallegos el mismo día que los vascos, Rueda ha desvelado que el adelanto electoral --coincidiendo con las generales o las andaluzas-- ha sido "un tema recurrente" en el seno de su formación.
"Hubo cargos del propio partido que aconsejaban aprovechar esa ventaja electoral evidentísima con la intención de casi asegurar la reelección del presidente de la Xunta", ha sostenido, para reivindicar que el mandatario autonómico "siempre" huyó del "ventajismo político". "En ningún momento quiso aprovechar esa seguridad electoral, pensando que lo que había que tener en cuenta eran los intereses de Galicia", ha enfatizado.
Preguntado al respecto, el 'número dos' de Feijóo no ha querido profundizar en los motivos de la caída de apoyos de su partido en el último año y se ha limitado a reiterar que el PPdeG sigue teniendo "muchas posibilidades de alcanzar la mayoría" necesaria para gobernar. "Pero quien piense que tiene las elecciones ganadas, probablemente esté empezando el camino para perderlas", ha razonado.
En este sentido, se ha mostrado partidario de "trabajar con humildad y confianza, poniendo en valor lo hecho, y sin otro objetivo que el de ganar". "No nos podemos confiar en absoluto", ha apelado a los suyos, abundando en la importancia de "trabajar intensamente" los 54 días que restan hasta la cita con las urnas, "sin descuidar la agenda institucional" del Gobierno gallego.
"EL MEJOR LÍDER"
Tras aseverar que los argumentos de Feijóo para hacer coincidir las elecciones vascas y las gallegas fueron apoyados "por unanimidad" en el comité de dirección, Rueda ha aseverado que también ha habido acuerdo en la importancia de trabajar "duro" para lograr la "reelección".
Ocurre, como ha dicho, porque su partido tiene el convencimiento de que cuenta con "el mejor líder". "Nadie lo discute", ha remarcado, para contraponer este hecho con lo que ocurre en los dos principales partidos de la oposición, PSdeG y BNG.
"No todos los nacionalistas querían de candidato al actual, y la prueba son las escisiones, que no se sabe si terminaron o no y todo apunta a que no", ha criticado al Bloque y, de igual manera, ha interpretado que "casi la mitad" de los socialistas "ni siquiera querían que el que parece que finalmente va a ser candidato" lo fuese.
"Quien no es capaz de gobernar su casa y de tener unidad a pocos días de las elecciones, es muy difícil que después sea capaz de gestionar los asuntos de todos", ha desacreditado así a ambas formaciones para dirigir el Ejecutivo gallego "en una situación de emergencia nacional".
"SATISFACCIÓN" DE PSdeG Y BNG
También ha abordado la "satisfacción" con que los dirigentes de PSdeG y BNG acogieron la noticia del adelanto electoral por boca del presidente. "Si es por responsabilidad, nada que decir", ha señalado, pero lo ha reprobado si se debe a "posturas egoístas".
"Como parece, responde en el caso del BNG a que sus afiliados tendrán menos tiempo para organizar otras alternativas y, en del PSdeG, a que el adelanto puede favorecer que el resto de aspirantes no llegue a tiempo para conformar una alternativa" en primarias, ha censurado Rueda.
INFLUENCIA DEL RESCATE
Preguntado sobre la influencia de un eventual rescate del país en medio de la campaña electoral, ha admitido que "Europa está mirando" a España. De ello se ha servido para argumentar que, precisamente por ello, es "mucho más conveniente" que las elecciones en Euskadi y en Galicia se hagan "el mismo día", lo que evita "vivir en la incertidumbre" durante meses.
"Lo que depende de nosotros es lo que depende de nosotros: trabajar en Galicia para que, en cualquier circunstancia que se pueda producir, Galicia esté en las mejores condiciones para afrontarlo", ha juzgado, incidiendo en que "otras decisiones no dependen del Gobierno gallego".
Tras destacar que Feijóo ha tenido en este sentido "una decisión generosa y leal también con el conjunto de España" al "renunciar a 130 días de gobierno para favorecer más de 700 días seguidos sin ninguna cita electoral" en el Estado, ha indicado también que el nuevo Parlamento salido de las urnas se constituirá "unos días antes" de lo que lo hace normalmente.