Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un senador del PSC espera que colectivos defensores del valle de Solius (Girona) defiendan ahora a Joaquim Nadal

El senador del PSC por Girona Rafel Bruguera ha asegurado que espera que los colectivos que en su día se movilizaron contra la construcción de un polígono industrial en el Valle de Solius (Girona), salgan ahora en defensa del exconsejero catalán Joaquim Nadal, que decidió el traslado de este proyecto a otro lugar y que está imputado por posible estafa al tomar esa decisión.
"Me gustaría que los colectivos que lucharon para proteger el valle de Solius salieran en defensa de Quim Nadal", ha escrito en su cuenta en Twitter el senador.
El propio Nadal ha hecho hoy referencia al colectivo ciudadano Salvem Solius. El exconsejero está acusado de una estafa millonaria a una promotora inmobiliaria a raíz de una operación urbanística; según un escrito que la Fiscalía Anticorrupción envió al juzgado, promovió "las negociaciones pertinentes" para que un polígono industrial previsto en el valle de Solius fuera trasladado a otro lugar, un intercambio de terrenos que perjudicaba a un empresario.
Nadal ha asegurado que actuó en nombre de la Generalitat "para proteger la integridad ambiental del valle de Solius" y en defensa de las demandas reiteradas de la plataforma Salvem Solius y de los monjes cisterciences. Es a ese colectivo a quien hace referencia Bruguera en su mensaje.
"Los intereses particulares y los de la administración son divergentes. No hay estafa porque no hay engaño. La crisis pesa más", ha añadido Nadal, que ha precisado que no tiene ninguna notificación que haga referencia a su imputación.
Nadal, que antes que conseller fue alcalde de Girona y candidato del PSC a la Presidencia de la Generalitat, ha sentenciado: "Desde 1979 -año en el que asumió por primera vez la alcaldía-- todo el mundo sabe, quien quiere saberlo, que Quim Nadal ni se compra ni se vende".