Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PSC idea una campaña austera: un 30% menos de presupuesto y sin banderolas

Priorizará actos exteriores de proximidad antes que grandes mítines
El PSC ha apostado por la austeridad en la campaña para las elecciones generales del 26 de junio y reducirá más de un 30% su presupuesto y no imprimirá banderolas ni colocará carteles en espacios de pago.
En declaraciones a Europa Press, la secretaria de Organización del PSC, Assumpta Escarp, ha recordado que la austeridad es una de las máximas del PSC en todas las contiendas electorales: "Es uno de nuestros valores y lo tenemos muy incorporado".
Esta filosofía se suma el hecho de que el 26J son unas elecciones "excepcionales" porque sólo han pasado cinco meses desde que se celebraron las últimas.
Por ello, el PSC reducirá un 30% los cerca de 1,7 millones de euros de los anteriores comicios, coincidiendo con la recomendación que ha hecho el PSOE de recortar precisamente un 30% los gastos electorales.
Los socialistas catalanes no utilizarán vallas, marquesinas, banderolas ni cualquier elemento de publicidad exterior más allá de los carteles que se fijarán en espacios cedidos gratuitamente por los ayuntamientos, ha detallado Escarp.
Además, el partido está ultimando los detalles para ajustar el precio de su 'mailing': "Internaremos ser creativos y lograr hacerlo todavía más barato".
También está diseñando una campaña electoral basada en actos exteriores de proximidad aprovechando que se desarrollará en un periodo cálido, teniendo en cuenta que los grandes actos y mítines tienen un coste más elevado.