Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PSC dice que la renuncia de Brugué demuestra la "debilidad jurídica" del 9N

Ve "imposible" celebrar la consulta y critica que Homs hable del 15 de octubre como fecha límite
La portavoz del PSC, Esther Niubó, ha afirmado este lunes que la renuncia de Quim Brugué como miembro de la Comisión de Control de la Ley de Consultas demuestra la "debilidad jurídica" con la que los partidos soberanistas tratan de impulsar la consulta del 9 de noviembre.
En rueda de prensa tras la reunión de la dirección del partido, ha expuesto que la dimisión de Brugué es una nueva demostración de que "es imposible que la consulta del 9 de noviembre se pueda celebrar de manera válida" y con plenas garantías democráticas.
El PSC ha expresado su "total respeto" por la decisión de Brugué, y ha declinado pronunciarse sobre el futuro de los otros miembros de la comisión, ya que considera que son libres para decidir si forman parte o no del organismo de control.
Niubó ha cargado contra los partidos que avalan la consulta soberanista, ya que considera que están abordando el 9N con "falta de transparencia, silencio, opacidad y hermetismo" porque no han desvelado qué planes tienen para seguir adelante con una consulta que ha sido suspendida por el TC.
El PSC insiste en que los partidos soberanistas y el presidente Artur Mas se precipitan con su estrategia, y les advierten de que es mejor una consulta negociada en el 2016, que un "simulacro en 2014" que acabe siendo un fracaso para los ciudadanos.
Niubó ha criticado que el Govern hable del 15 de octubre como la fecha límite para seguir avanzando en los plazos que fija el decreto de convocatoria de la consulta: "Es una política de gesticulaciones que difícilmente llevarán a la consulta".
El PSC ha exigido a Mas que de "una vez por todas" aclare como piensa organizar la consulta, ya que critican que la reunión del viernes en la Generalitat de los partidos proconsulta sólo salieron silencios e incógnitas sobre el 9N y ninguna certeza.
ACTIVAR LA "MAQUINARIA ELECTORAL"
El PSC rechaza unas elecciones anticipadas como sustitutivo del 9N, pero Niubó ha explicado que lo contemplan como un escenario posible, por lo que el líder del partido Miquel Iceta, ha trasladado a la dirección "la importancia de activar la maquinaria electoral para lo que pueda ser".
Después de que el propio Iceta se postulara este domingo para liderar el partido en los comicios, el PSC mantiene su idea de celebrar unas primarias para elegir al candidato, aunque admite que un adelanto electoral podría hacer cambiar sus planes.
"Nos comprometimos a hacer primarias. Si las circunstancias son excepcionales, existiría la posibilidad de que hubieran cambios", ha sentenciado.