Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PSOE pide que Cosidó explique en el Congreso las presiones de Asuntos Internos a los investigadores de la Gürtel

El Grupo Parlamentario Socialista ha solicitado la comparecencia en la Comisión de Interior del Congreso de los Diputados del director general de la Policía, Ignacio Cosidó, para que explique las presiones a las que han sido sometidos los agentes que investigan la trama Gürtel, la supuesta contabilidad B del PP y el 'caso Bárcenas' por parte del Departamento de Asuntos Internos.
"¿Va a continuar el Ministerio del Interior utilizando a determinados responsables policiales para intimidar a los miembros de la UDEF hasta conseguir afectar a su imparcialidad en el importante trabajo que desarrolla?", es una de las preguntas formuladas por el portavoz socialista en la Comisión de Interior, Antonio Trevín.
Según publicó eldiario.es el pasado miércoles, en febrero, una decena de policías de la UDEF fueron llamados a declarar en secreto ante Asuntos Internos por la aparición en los medios de comunicación de informaciones relativas al caso Gürtel.
Los socialistas preguntan además si la Policía va a abrir una investigación interna para estudiar estos hechos y si la Fiscalía va a llevar a cabo "alguna actuación para investigar los hechos denunciados por la prensa que podrían revestir, entre otros, caracteres de un delito de coacciones".
El PSOE también se interesa por la solicitud por parte de la Fiscalía de imputar a diez agentes, siete de la Policía Nacional, dos de la Policía Municipal de Fuenlabrada y uno de la Guardia Civil, por su relación con la red china de Gao Ping, desarticulada en la denominada 'Operación Emperador'.
Preguntan los socialistas acerca de si Interior ha abierto una investigación interna para esclarecer que ningún miembro de la Junta de Gobierno de la Policía Nacional u otros mandos del Cuerpo recibieron tratos de favor de esta trama.