Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pablo Casado: "Va a ser imposible gobernar si siguen con las orejeras puestas, sin escuchar al PP"

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha advertido este lunes que será "imposible" la formación de un gobierno tras las elecciones del próximo 26 de junio si el resto de formaciones "siguen con las orejeras puestas" sin querer "escuchar al partido que gana las elecciones y el mayoritario en España".
En declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press, el dirigente popular ha reiterado que debe gobernar la lista más votada y ha calificado de error que el líder socialista, Pedro Sánchez, no renuncie a gobernar con Podemos cuando el PP "le está tendiendo la mano". "Más no podemos hacer", ha apostillado.
En este sentido, se ha mostrado más próximo a la lectura que realizó el expresidente del Gobierno Felipe González al defender "acertadamente" que sería "bueno" que haya un desbloqueo y que el PSOE, si no gana, facilite el gobierno de la lista más votada.
En cualquier caso, se mostrado convencido que la formación del próximo gobierno será rápida y para agosto ya habrá un Ejecutivo en marcha. "Hay un factor que ha cambiado que es el de la paciencia de los españoles", ha alegado Casado, quien ha subrayado que el PP seguirá "con la mano tendida" y con una campaña "en positivo, sin vetos ni cordones sanitarios".
Casado ha criticado que el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, pretenda negociar con un PP en el que no esté Mariano Rajoy. "Dudo mucho que un partido que no gana las elecciones pueda pedir renunciar a alguien que las gana dos veces en seis meses", le ha recordado.
LÍNEA CONSTRUCTIVA
En esta línea, el vicesecretario popular ha llamado al resto de formaciones a dejar la bronca política de lado y contagiarse de esa "línea constructiva" que, según él, lleva el PP, y ha pedido que se tracen por escrito las estrategias de alianzas.
Dentro de esta campaña en "positivo" y lejos de la bronca, ha puesto en valor el hecho de que Pablo Iglesias haya logrado "introducir el debate ideológico en los medios de comunicación", ha reconocido la "muy importante" labor de Albert Rivera en la lucha contra el nacionalismo y ha subrayado el mérito de Pedro Sánchez para "autoafirmarse" como líder del PSOE durante estos meses.
En cuanto al secretario general de los socialista, le ha reconocido esa "audacia o temeridad" para autoafirmarse al frente del PSOE, un "inmovilismo" que ha perjudicado al PP y que ha pasado factura al país. "En cualquier país con tradición pactista, tendríamos gobierno desde hace meses", ha lamentado.