Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pedro Sánchez espera la propuesta de Podemos y anima a Iglesias a negociar porque hay "muchísimas coincidencias"

No se cierra a un gobierno de coalición --no sólo con Podemos-- y se compromete a incluir a independientes
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha asegurado este viernes que espera el documento que prepara Podemos concretando su oferta de un gobierno de coalición y ha animado al líder de este partido, Pablo Iglesias, a sentarse a hablar ya de sus "muchísimas coincidencias". Eso sí, ha insistido en que su intención sigue siendo hablar con todas las "fuerzas del cambio", lo que incluye a Ciudadanos.
En una rueda de prensa después de reunirse con el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, Sánchez ha restado importancia al hecho de que se diga que Podemos quiere recuperar así la iniciativa política y ha defendido que lo importante es que todas las formaciones "pongan encima de la mesa, negro sobre blanco una propuesta".
Por eso, ha dado "la bienvenida" a esta voluntad de Podemos y ha asegurado que espera el documento. "Cuando tengamos la propuesta, espero que nos pongamos a hablar en la mesa de negociación que hemos ofrecido desde el primer minuto", ha dicho.
Sánchez ha recalcado que lo importante es que los españoles vean que se están "ocupando" de sus problemas --de cómo combatir la desigualdad, crear empleo, regenerar la vida democrática y resolver la crisis en Cataluña-- y no le "importa" quién "toma la iniciativa".
"Lo que me importa es constituir gobierno y para eso necesito hablar con las formaciones políticas con las que entiendo que puedo llegar a constituir ese gobierno", ha insistido, asegurando que, por eso, mantiene "la puerta abierta" para Iglesias.
Además, ha apuntado que, si le hace una propuesta al PSOE, será con el objetivo de que se puedan "entender". A su juicio, ambos partidos tienen "muchísimas coincidencias" y, por eso, ha dicho, es necesario que se sienten para hablar de ellas.
Eso sí, cuando se le ha preguntado por la exigencia de En Comú Podem de que un posible acuerdo incluya un compromiso de hacer un referéndum en Cataluña, ha asegurado que los socialistas tienen "una posición bastante clara": que voten todos los españoles una reforma de la Constitución.
Dicho esto, Sánchez ha evitado responder si considera si, a día de hoy, está más cerca de cerrar un acuerdo con Ciudadanos o con Podemos ya ha recalcado que tiende las manos a "las distintas fuerzas del cambio", a las que ha instado a llegar un acuerdo.
Según ha dicho, estos partidos tiene asuntos que les "unen" y otros que les "separan" y ha emplazado a Podemos y Ciudadanos a construir "un gobierno que ejecute las cuestiones sobre las que están de acuerdo" y llevar al Parlamento el resto, para consensuar la posición mayoritaria. "La disyuntiva a la que nos enfrentamos es si es posible el cambio o no y el PSOE lo tiene claro", ha recalcado.
"NO ME CIERRO A NINGUNA POSIBILIDAD"
Así, cuando se le ha preguntado si contempla acordar un gobierno de coalición con Podemos, ha apuntado que no lo descarta, aunque el abanico es más amplio. "Con Podemos, con Ciudadanos, con otras formaciones políticas... No me cierro a ninguna puerta, a ninguna posibilidad, porque estamos en un momento nuevo de la vida política española y lo importante es que el Gobierno refleje la pluralidad y la voluntad de los españoles", ha remachado.
Por eso, ha insistido que el PSOE les "tiende la mano" a todos, excepto al PP, a cuyo líder ni siquiera ha pedido la abstención. "Lo que se decide no es si vamos con Podemos o con Ciudadanos, es si hay cambio político", ha remachado, convencido de que "hay mimbres para que se pueda producir ese gobierno progresista".
Además, Sánchez ha explicado que quiere incluir en su gobierno --que espera que vea luz verde a principios de marzo-- a independientes "de prestigio".
Por otra parte, se le ha preguntado por las palabras del expresidente del Gobierno Felipe González, apuntando a la posibilidad de que haya nuevas elecciones, y si ha hablado con él. Sánchez ha insistido en que trabaja para que no haya que volver a las urnas y no ha aclarado si han conversado recientemente, aunque ha dicho que lo hace de manera habitual.