Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Podemos denuncia que "les dejan fuera" de la actividad parlamentaria en el Senado

La Mesa del Senado rechaza que se presenten más mociones y alega que ya están distribuidas
El portavoz de Podemos en el Senado, Ramón Espinar, ha expresado el malestar que existe en la formación morada porque, a su juicio, "se les deja fuera" de la actividad parlamentaria de la Cámara alta durante el periodo de sesiones hasta el dos de mayo, fecha en la que salvo que haya un acuerdo, se disolverán las Cortes Generales.
En declaraciones a los periodistas este martes a su salida de la reunión de la Junta de Portavoces, que ha durado unos diez minutos, Espinar ha explicado que en ese encuentro ha pedido la revisión del cupo de mociones por cada uno de los grupos parlamentarios. A su juicio, el cupo actual "atenta contra la proporcionalidad" de la Cámara Alta.
El reparto contempla que, en los cuatro plenos del Senado previstos hasta el dos de mayo, el PP presentase siete mociones, el PSOE cuatro y el resto de grupos "minoritarios" una cada uno. Pero Espinar ha recalcado que Podemos --con 23 senadores-- "triplica" al siguiente grupo, que cuenta con ocho.
"Este es el reparto, lo acatamos. Pero manifestamos nuestro malestar", sostiene Espinar, insistiendo en que un grupo debería tener "derecho" a presentar mociones proporcionalmente a su número de senadores.
Por su parte, el vicepresidente primero de la Mesa del Senado, Pedro María Sanz, ha explicado a los periodistas que ese reparto de mociones durante el periodo actual ya fue aprobado por la Junta de Portavoces.
Sobre la protesta de Podemos, ha dicho que "tenían que haberlo planteado en el momento oportuno", que es cuando se aprobó dicha distribución de las mociones. Además, ha rechazado las reivindicaciones de Espinar alegando que "si cada grupo empieza a pedir una (moción) más" se "destrozan" los criterios del acuerdo inicial.