Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía interviene más de 31.000 euros en moneda virtual en una operación contra la televisión de pago ilegal

Se han incautado 48.800 decodificadores, 183.200 euros en efectivo, 10 vehículos de gama alta y una avioneta, entre otras cosas
La Policía Nacional y los funcionarios de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria ha intervenido más de 31.000 euros en moneda virtual, una de las mayores cantidades de centros de la denominada 'minería Bitcoin' localizados en Europa hasta la fecha, según ha informado la Dirección General de Policía, y se han detenido a 30 personas en varias provincias españolas.
Esta operación se ha desarrollado en el marco de una investigación contra el entramado dedicado a la distribución ilícita de contenidos de televisión de pago mediante 'cardsharing' --acceso a plataformas de televisión de pago de forma ilegal mediante una antena parabólica orientada a determinados satélites, un receptor manipulado y una conexión a Internet-- e IPTV --método para tener acceso a más de 1.000 canales de televisión internacionales a través de una suscripción mensual, trimestral o anual y de un decodificador conectado a Internet--.
Precisamente, los arrestados tenían un entramado empresarial a través de la que importaban los decodificadores sin declarar para eludir el pago de aranceles e IVA, los distribuían y creaban el 'firmware' para acceder a las señales de televisión de forma ilícita. El programa informático era puesto a disposición del usuario en foros y página web que eran controladas por los detenidos y los contenidos ilícitos estaban alojados en servidores distribuidos en localidades españolas y europeas. Por ello, en la fase final de la operación, también se ha contado con la colaboración de Europol y Eurojust.
Así, la organización blanqueaba los beneficios obtenidos de productos bancarios complejos, inversión en inmuebles y vehículos de lujo y de la 'minería bitcoin' a través de la creación de seis centros, en los que se ha incautado de 78,3 bitcoins valorados en 31.320 euros, una de las mayores cantidades intervenidas en Europa. Estos centros requerían un elevado mantenimiento energético que se conseguían "instalando dobles acometidas eléctricas" y defraudando grandes cantidades de fluido eléctrico en varias ciudades españoles que ascendían a 40.000 euros anuales aproximadamente.
TRES DE LOS DETENIDOS PERMANECEN EN PRISIÓN
Tras identificar a los responsables de la organización, se han realizado 38 registros, en los que los agentes también han aprehendido 48.800 decodificadores, 183.200 euros en efectivo, 10 vehículos de gama alta, cuatro motocicletas, un vehículo de lujo falsificado, una avioneta, documentación bancaria y contable y material informático. Además, se han practicado tres inspecciones y treinta personas han sido detenidas en Córdoba (13), Málaga (4), Valencia (5), Barcelona (5), Madrid (1), Palma de Mallorca (1) y Lugo (1), de los cuáles tres de ellos han ingresado en prisión.
La investigación comenzó con la denuncia de una empresa que estaba sufriendo la clonación de sus decodificadores de televisión de pago. Entre los identificados, se encuentra un empresario de la Comunidad Valenciana, que dirigía un entramado mercantil propio dedicado a la comercialización de decodificadores manipulados, como uno de los responsables de la vulneración de los derechos de propiedad intelectual y que pertenecía al "segundo escalón" de la trama. Es más, se descubrió que esta persona tenía relación con diversas plataformas de Internet que facilitaban tutoriales para la instalación de estos aparatos.
También se han encontrado a los responsables de una de las principales empresas, sita en Barcelona, importadoras y fabricantes de decodificadores manipulados con el programa informático compatible con el 'software' instalado de fábrica.