Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Portugal considera un "asunto de importancia menor" el diferendo con España por las islas Salvajes

El ministro de Exteriores portugués, Rui Machete, ha calificado este jueves de "asunto de importancia menor" el diferendo que mantiene su país con España por las aguas territoriales en torno a las islas Salvajes, unos islotes situados al sur de Madeira y al norte de las Canarias, puesto que no se pone en duda la soberanía lusa sobre las mismas.
Así lo ha indicado en rueda de prensa junto al ministro de Exteriores español, José Manuel García Margallo, en la que ha considerado que este asunto ha sido "sobredimensionado" por los medios de comunicación.
Según Machete, "no hay noticia de que el Gobierno español haya puesto en duda la soberanía portuguesa de las islas Salvajes" y "no hay ninguna señal de eso".
El ministro portugués ha indicado que, en virtud de las nuevas normas del "convenio sobre el uso correcto del mar", se puede extender la plataforma continental hasta las 200 millas siempre que se cumplan distintas condiciones. Lisboa considera que esto afecta a Madeira y que las islas Salvajes deberían englobarse en ello, ha precisado.
El Gobierno español ha remitido una nota verbal a la comisión encargada de aclarar las "dudas" sobre la aplicación de este convenio en la que "tan solo habla de la zona económica exclusiva" y lo ha hecho, según él, "por la proximidad" con las islas Canarias, aunque no hay ningún "choque" con la zona económica exclusiva que tendrán éstas.
Así pues, "es un asunto de importancia menor" que se enmarca en los "problemas" que los países vecinos suelen tener. En todo caso, ha dicho que "el problema lo vamos a estudiar para aclarar la situación".
Por su parte, Margallo se ha limitado a asegurar que "los dos países vamos a aceptar la decisión que se adopte por los organismos competentes en aplicación de la legalidad internacional".
GRUPO DE TRABAJO
Margallo y Machete han acordado hoy la puesta en marcha de un grupo trabajo que estará compuesto por tres funcionarios de los Ministerios de Exteriores de los dos países y que se reunirá con periodicidad trimestra y han asegurado que su creación no tiene nada que ver con las Salvajes.
Según el ministro luso, lo que se busca con este grupo de trabajo es resolver "cuestiones de la vida cotidiana" entre los dos países y comprobar que se cumplen los plazos de los acuerdos alcanzados además de ayudar a resolver los "escollos" que puedan surgir en la relación bilateral y ayudar a preparar las cumbres entre los dos países.
Margallo ha agradecido a Machete que su primera salida al exterior desde su nombramiento haya sido para visitar a España, lo cual, según él, demuestra "el grado de amistad y complicidad de los dos países".