Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Puigdemont prosigue este jueves con Iceta su ronda de contactos con los partidos catalanes

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, proseguirá este jueves a las 17.00 horas con el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, su ronda de contactos con los representantes de los partidos catalanes, iniciada este miércoles con la líder de la oposición Inés Arrimadas (C's).
El encuentro será en el Palau de la Generalitat y posteriormente habrá una atención a los medios de comunicación para desgranar los detalles, el mismo proceso que se ha seguido con Arrimadas y que previsiblemente se repetirá con el resto de líderes.
Iceta trasladará personalmente a Puigdemont que el PSC ejercerá a lo largo de esta legislatura su "papel de principal partido de izquierdas en la oposición" y de primera fuerza no independentista en el Parlament, según avanzó el lunes la secretaria de Organización del partido, Assumpta Escarp.
También le dirá que espera "poder ver bien pronto" recogido en un proyecto de Presupuestos el plan de choque social que se desprende del pacto de investidura y gobernabilidad de JxSí y la CUP, y le avisará de que el PSC controlará su aplicación y desarrollo para dar respuesta a las necesidades básicas de los catalanes.
El PSC está dispuesto a "hablar de todo" lo relativo a la elaboración de unos nuevos Presupuestos, pero primero quiere que los consellers comparezcan en sus respectivas comisiones parlamentarias para que concreten cuáles son sus prioridades.
PRIMER ENCUENTRO ESTE MIÉRCOLES
Puigdemont ha iniciado su ronda de contactos este miércoles con Arrimadas, quien le ha entregado su propia hoja de ruta para la legislatura con cinco ejes: social, reactivación económica, lucha contra la corrupción, eliminación de los aforamientos a políticos y estabilidad y respeto a la voluntad mayoritaria de los catalanes "que se manifestó contraria a la independencia".
Tras el encuentro, Arrimadas ha prometido "lealtad institucional" con Puigdemont, que por su parte ha ofrecido diálogo fluido y acuerdos concretos con C's pese a las discrepancias que existen con el proceso independentista.