Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy dice que esperará a tener los informes técnicos para tomar una decisión sobre el futuro de los Airbus 310

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha indicado este lunes que esperará a disponer de los informes técnicos que se realicen a raíz de la avería que sufrió ayer el Airbus 310 en el que viajaba el Príncipe a Honduras para tomar una decisión sobre el futuro de estas aeronaves de la Fuerza Aérea española.
"No he tomado ninguna decisión sobre este tema. Lógicamente, antes hay que tener los datos suficientes para hacerlo", ha respondido Rajoy, en la rueda de prensa posterior a la cumbre hispano-italiana, a la pregunta de si el Gobierno se plantea sustituir los dos Airbus de los que dispone España.
El jefe del Ejecutivo ha confirmado que el A-310 en el que viajó el Príncipe a Honduras sufrió una avería en un indicador del filtro de aceite y que ésta ya se ha arreglado. No obstante, ha remarcado que "lo ideal es que estas cosas no se produzcan" y, por ello, ha asegurado que el Gobierno procurará que "en el futuro no vuelvan a tener lugar".
De este modo, ha explicado que el Ministerio de Defensa va a llevar a cabo una investigación para "conocer exactamente qué ha ocurrido", si bien ha recordado que "hay mucha gente que viaja en esos aviones y lo hace con absoluta tranquilidad".
Rajoy también ha comentado el hecho de que el Ministerio de Defensa haya decidido este lunes enviar a Tegucigalpa el segundo Airbus para el viaje de regreso de Don Felipe, lo cual ha hecho que la delegación española haya tenido que recurrir al "plan de incidencias habitual" en este tipo de situaciones.
Así, tanto el presidente como los ministros que le acompañan han viajado esta mañana a la cumbre de Roma en dos Falcon del Ejército del Aire y en un Embraer belga correspondiente a los acuerdos suscritos con otros países europeos, que permiten disponer de medios aéreos en caso de necesidad.