Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rouco Varela dedica su sermón a las pensiones y la crisis

El arzobispo de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal Española, cardenal Antonio María Rouco Varela, expresa en su alocución semanal su preocupación por la crisis económica y por las cifras del desempleo.
Bajo el título 'La conversación cuaresmal en tiempos de crisis', Rouco señala que vivimos una "crisis de nuestra economía con unas consecuencias dolororísimas para muchas personas y familias". "Se pierde el trabajo; se teme perderlo; se teme al futuro: quién y cómo se garantizarán las prestaciones para el desempleo, la jubilación, la vejez, la enfermedad?", resalta.

"Se nos acerca la Cuaresma en un tiempo de crisis. Crisis económica, persistente y grave como pocas veces en el más próximo y alejado pasado. Los especialistas nos remiten a la crisis financiera del año 1929", añade. 
Para Rouco, "la inquietud es grande y la dura realidad de lo que se experimenta cada día en la vida personal, familiar y social avala, cuando no impone, esa impresión de incertidumbre y tensa preocupación que se advierte en los ambientes más populares y en la opinión pública".
"Qué nos ha fallado? En qué hemos fallado todos? Es indudable que se pueden señalar con acierto causas de orden técnico: de ciencia y praxis económica, sociológica, política y jurídica. Esas causas, sin embargo, no lo explican todo", indica.
"Las más decisivas hay que buscarlas en el ámbito de las conciencias y en el uso de la libertad. Son de naturaleza ético-moral y espiritual y tienen que ver con el ejercicio auténtico, veraz e insobornable de la responsabilidad personal y colectiva", añade.