Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ruanda impone controles diarios telefónicos a visitantes procedentes de España y EEUU

Ruanda ha impuesto controles diarios a los visitantes procedentes de España y EEUU durante su estancia en el país, por un máximo de 21 días, que es lo que puede tardar una persona infectada con el virus de Ebola en presentar síntomas.
Esta medida, introducida por el Ministerio de Salud ruandés el pasado día 19, la ha hecho pública este martes la Embajada estadounidense en Ruanda, a través de su página web.
Los controles afectan a todas aquellas personas que visiten Ruanda y que hayan estado en España o EEUU durante los 22 días anteriores a su entrada en Ruanda. Como cualquier viajero que entre en el país por el aeropuerto internacional de Kigali o por las fronteras terrestres, les tomarán la temperatura corporal y tendrán que rellenar un formulario sobre su estado de salud en las últimas semanas.
En caso de presentar una temperatura por encima de los 37.5 grados centígrados, no se les permitirá la entrada en Ruanda y se les mantendrá aislados hasta su deportación.
Pero aunque no hayan tenido ningún síntoma de enfermedad, los viajeros que lleguen de España o EEUU --los dos únicos países occidentales que han registrado casos de contagio-- tendrán además que informar sobre su estado de salud a diario llamando al teléfono 114 entre las 7 horas de la mañana y las 8 de la tarde. Y tendrán que hacerlo durante toda su estancia en Ruanda (si dura menos de 21 días) o solo durante los primeros 21 días de su estancia.
Ruanda es uno de los países africanos que ha prohibido la entrada dentro de sus fronteras a personas que hayan estado en los 22 días anteriores en algunos de los países más afectados por el brote de Ebola, como es el caso de Guinea, Liberia, Sierra Leona y Senegal.
Al menos hasta el pasado 19 de octubre, Ruanda no había registrado ningún caso de Ebola dentro de sus fronteras.