Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Luena asegura que Sánchez decidirá sobre pactos de Gobierno "de la mano" del Comité Federal del PSOE

Reprocha a Iglesias su "numerito" al proponer una coalición y a Rajoy que actúe "como un trilero" al declinar la investidura sin renunciar
El secretario de Organización del PSOE, César Luena, ha asegurado este lunes que cualquier decisión sobre pactos postelectorales se tomará "de la mano de los órganos del partido" y en particular del Comité Federal, que es su principal órgano de decisión.
En declaraciones a la Cope, recogidas por Europa Press, Luena ha explicado que la función del Comité Federal es "orientar", más que supervisar, la política de pactos y alianzas pero que, al margen de lo que digan los estatutos, la dirección actuará "de la mano" del Comité Federal.
También, en una entrevista en Telecinco, ha opinado que este órgano podrá reunirse el sábado que viene, como estaba previsto, pero ha admitido que si fuese necesario podría cambiarse el calendario. Luena ha dicho que los 'barones' están en su derecho de expresar sus opiniones y ha augurado que el debate girará en torno a la resolución que aprobó el anterior --que apostó por buscar acuerdos con la línea roja de la unidad de España--.
Según ha dicho, Sánchez mantiene conversaciones habituales y normales con todos los líderes del partido, y también con el expresidente del Gobierno Felipe González.
Luena ha asegurado que el PSOE está dispuesto a reunirse con el PP y con su presidente, Mariano Rajoy, pero para decirle que no va a dar ningún tipo de apoyo a un Gobierno suyo, ni aunque Pedro Sánchez fuese vicepresidente, porque considera que es "la alternativa" y que no comparten lo fundamental para gobernar.
Además, ha vuelto a criticar que Rajoy haya declinado presentarse a la investidura pero sin renunciar a ella definitivamente. Así, le ha acusado de "deslealtad" con las instituciones y de jugar con ellas "como un trilero". "O va a las Cortes o se va de la política", ha emplazado.
A su juicio, el problema es que Rajoy no se ha preocupado de buscar una mayoría, y ha recordado cómo a través de una broma de una radio catalana se supo que tenía "la agenda libre". "Le sigue tocando a Rajoy, no hay precedentes en la historia de que un partido que no tiene mayoría le diga que no al Rey", ha insistido.
De ese modo, se ha mantenido en la tesis de que aún no ha llegado el momento de que Pedro Sánchez negocie para recabar apoyos y presentarse él a la investidura. Si llega ese momento, ha dicho, el PSOE va a "hablar con todos" sobre un programa y sobre propuestas.
"No vamos a formar Gobierno a cualquier precio, vamos a explorar la posibilidad de un Gobierno estable que lleve a cabo políticas progresistas y reformistas", ha resumido. Además, ha recalcado que el PSOE siempre va a optar por "la responsabilidad" y eso pasa por que comience la legislatura.
"PABLO MANUEL IGLESIAS NO PUEDE PERDONARLE LA VIDA AL PSOE"
Al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, le ha reprochado su "exceso de teatralización" y el "numerito" de su rueda de prensa en el Congreso el pasado viernes, al proponer un Gobierno de coalición con el PSOE sin decírselo antes a Sánchez. Según ha dicho, éste le respondió con "ironía" porque era lo que merecía y después el PSOE desarrolló esa respuesta en su comunicado del sábado.
Luena ha garantizado que no hay ningún tipo de preacuerdo con Podemos, ni con nadie, y también ha avisado a este partido de que el PSOE tiene una historia, incluidos militantes que han dado la vida por la democracia. Así, ha advertido a "Pablo Manuel Iglesias" de que puede criticar al PSOE, pero no "perdonarle la vida".
Por su parte, la secretaria de Política Federal, Adriana Lastra, ha tachado de "chantaje" las palabras de Iglesias y ha asegurado que Sánchez no la conocía en detalle cuando habló en su rueda de prensa del viernes.
Lastra ha destacado que en cualquier negociación lo primero es hablar de los problemas de los españoles y que nunca ha visto a nadie empezar una reclamando ser vicepresidente. Eso, ha opinado, ha causado "estupor no sólo en el PSOE, sino en toda España".
Eso sí, ha dejado claro que si el Rey dice a Pedro Sánchez que se presente a la investidura, lo hará, abriendo una ronda de negociaciones con todas las formaciones políticas.