Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santamaría detalla el paquete de ajustes griego para avisar del riesgo de "no hacer las cosas como es debido"

La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría, se ha explayado este viernes en explicar las últimas medidas de ajuste que ha tenido que aprobar Grecia para obtener el tercer tramo de su rescate para advertir de que todo ello "es un riesgo que se corre cuando no hay estabilidad y no se hacen las cosas económicamente como es debido".
En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, ha explicado que el titular de Economía, Luis de Guindos, ha expuesto el acuerdo político del Eurogrupo para la revisión del tercer programa griego, y ha detallado las reformas que tuvo que aprobar el Parlamento griego.
Entre otras medidas, ha subrayado el recorte de las pensiones --entre el 10 y el 20% por ciento para las nuevas, un 30% para las de más de 25 años, y un 40% la mínima, ha dicho--, la reducción del mínimo exento del IRPF, salvo para los contribuyentes con tres o más hijos y el aumento del tipo para las rentas superiores a 43.000 euros al año.
También ha mencionado la subida de impuestos, del 26 al 29 por ciento, para las pymes; el aumento del IVA del 23 al 24 por ciento y la subida del copago farmacéutico.
Preguntada si lo detallado de su exposición pretendía avisar del riesgo de un gobierno de Podemos --que en sus orígenes se alineó públicamente con el SYRIZA griego--, ha respondido que "es una manera seria de poner de manifiesto que la política seria evira llegar a estas situaciones".
En este punto, ha recordado que el Gobierno de Mariano Rajoy se resistió en 2012 "como gato panza arriba" a pedir un rescate, y ahora está claro que fue una decisión correcta.
"Porque lo que he puesto de manifiesto aquí es real y es la actualidad de hace dos días", ha dicho, subrayando que en la ayuda a Grecia colaboran todos los países "pero que está pagando Grecia, los griegos, de las pensiones, con sus impuestos y a través de sus empresas".
"Y es un riesgo que se corre cuando no hay estabilidad y no se hacen las cosas económicamente como es debido", ha proseguido, antes de recordar que España ha estado "al borde de eso", pero al final "ni las empresas, ni las pymes ni las familias han tenido que pagar la factura de lo que es un rescate".