Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santamaría dice que "empieza a verse la luz" y un síntoma de esa mejora es que Rubalcaba evita hablar de economía

Acusa a la oposición de haber presentado ya ante el TC el doble de recursos que el PP en toda la legislatura pasada
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha asegurado este martes que empieza a verse "la luz" tras las reformas que ha realizado el Ejecutivo de Mariano Rajoy y ha recalcado que un "síntoma" de que las cosas están mejorando es que el líder de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, no quiere hablar sobre economía.
"El indicador adelantado de la economía española es Alfredo Pérez Rubalcaba. Cuanto menos quiere hablar de economía es síntoma de que las cosas empiezan a ir mucho mejor", ha declarado Sáenz de Santamaría en la reunión del Grupo Popular que se ha celebrado en el Congreso para fijar las prioridades del nuevo curso político.
La vicepresidenta ha abierto su intervención agradeciendo a los parlamentarios del PP el "intenso" trabajo que han realizado en estos 21 meses de Gobierno y ha recordado que se han convertido en "los oídos" del Ejecutivo y en "una excelente correa de transmisión" con los ciudadanos. "Quiero daros las gracias porque habéis sido protagonistas de la principal agenda reformista que se ha llevado en España en estos años", ha enfatizado.
PIDE A LOS DIPUTADOS TRASLADAR A LA GENTE LOS RESULTADOS
Dicho esto, la portavoz del Gobierno ha pedido a los diputados del PP que sigan trabajando porque el objetivo, ha añadido, es que los ciudadanos "empiecen a sentir" la mejora de la situación. A su entender, empieza a "verse el fruto" y hay que "trabajar para que todos los españoles lo sientan en su bolsillo".
Aunque "hay mucho ruido y se habla de muchas cosas", Sáenz de Santamaría ha insistido ante los diputados que es "muy importante" que sean capaces de trasladar a la gente que "gracias al esfuerzo reformista" de estos dos años se están "cambiando muchas cosas que no funcionaban en el país".
"Había que transformar y corregir desequilibrios para poder empezar a ver la luz. Y la luz empieza a verse y hacedores de ese cambio sois vosotros", ha espetado a los diputados 'populares', para recordar que hay que seguir actuando con "perseverancia" y "aguante", sabiendo que en ocasiones hay que tomar decisiones "difíciles" pero se hace buscando el interés general de los españoles.
En este sentido, ha asegurado que hay datos y noticias que indican que España "está ya en la senda" y las cosas "empiezan a cambiar". Como ejemplo de ello ha citado los informes publicados por la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas), la OCDE y el banco de inversión Morgan Stanley.
"España ha dejado de ser un foco de desconfianza. Somos un foco de estabilidad", ha manifestado, para enumerar algunos datos positivos como la mejora de las exportaciones, la caída de la prima de riesgo, la reestructuración bancaria, la corrección de desequilibrios y la actuación de las administraciones "poniendo en limpio sus cuentas".
En materia de desempleo, ha afirmado que el Ejecutivo ha aprobado una reforma laboral "imprescindible" porque, pese a las "críticas" de la oposición, "ha logrado contener una destrucción de 250.000 empleos". Es más, ha dicho que se han encadenado seis meses consecutivos de creación de empleo y ha agregado que ahora se trata de "consolidar la recuperación".
REFORMAS PARA LOS PRÓXIMOS MESES
La vicepresidenta del Gobierno ha censurado que la oposición haya presentado el doble de recursos en la mitad de tiempo que el Grupo Popular presentó en la pasada legislatura ante el Tribunal Constitucional.
A renglón seguido, ha repasado algunas de las reformas y leyes que centrarán la actividad parlamentaria en los próximos meses como la Ley de Emprendedores (que está ahora en el Senado), la reforma de la educación, la reforma fiscal para bajar impuestos, la Ley de Garantía de Unidad de Mercado, la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, la ley de factura electrónica o la creación de la autoridad fiscal independiente.
En materia educativa, Sáenz de Santamaría ha dicho no entender a los que quieren "mantener el sistema actual" y ha agregado que les daría "credibilidad" si propusieran un modelo alternativo. Y sobre las pensiones, ha asegurado que el Gobierno busca que estén garantizadas "al que cotizó y al que está cotizando ahora", sabiendo que "siempre van a ir a más y nunca a menos".
PONE COMO EJEMPLO DE BUEN HACER A COSPEDAL
En cuando a la reforma de las Administraciones Públicas, ha reiterado que ya se están ejecutando 129 medidas de las 218 planteadas y ha subrayado que se ha creado una Oficina de Seguimiento que vela por su cumplimiento.
Dicho esto ha agradecido a "muchas comunidades autónomas" que estén llevando a cabo las medidas propuestas. Así, ha citado a la presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, que ha decidido eliminar el órgano de control de cuentas autonómico. "Ése es el camino", ha resaltado.
También ha hecho una mención especial al paquete de regeneración democrática que presentó Rajoy en febrero para mejorar la luchar contra la corrupción, unas medidas que, según ha reiterado, quiere pactar con la oposición. En su opinión, se trata de "luchar todos juntos" contra la corrupción porque "afecta a todos".
Para finalizar su intervención, Sáenz de Santamaría ha dado las gracias a los integrantes del Grupo Popular y les ha pedido de nuevo el apoyo porque "quedan muchas reformas por hacer" y también algunos debates en los que la oposición no se lo va a poner fácil.