Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Savater considera que el nacionalismo no es una obligación para ser vasco

El filósofo y escritor español Fernando Savater durante su intervención esta noche en el Instituto Cervantes de Fráncfort, en Alemania, en el coloquio sobre "El retorno de la religión", en el que también participó el filósofo alemán Peter Sloterdijk. EFEtelecinco.es
El filósofo y escritor Fernando Savater dijo a EFE en una entrevista en Fráncfort que "el nacionalismo no es una obligación para ser vasco, sino simplemente un proyecto, entre otros, que se puede aceptar o rechazar".
Savater (San Sebastián, 1947), que participó la pasada noche en un coloquio sobre "El retorno de la religión" en el Instituto Cervantes de Fráncfort, opinó que en el País vasco "lo anormal es que, durante mucho tiempo, se consideró que para ser vasco había que ser nacionalista obligatoriamente".
"Por lo tanto el lehendakari de los vascos tenía que ser nacionalista porque si no era una contradicción en los términos. Hoy estamos en la normalidad", afirmó Savater, premio Planeta en 2008 con la novela "La Hermandad de la Buena Suerte".
Preguntado por el resultado de las últimas elecciones en el País Vasco y la investidura del socialista Patxi López como primer lehendakari no nacionalista, Savater señaló que "supone un vuelco de lo que se reconoce como diferencia entre hacer política y hacer guerra civil".
"Los que durante mucho tiempo hemos pedido que no se admitiera dentro del Parlamento a aquellos que apoyan o justifican la violencia, lo que queríamos decir es que los parlamentos muchas veces representan incruentamente un enfrentamiento civil. Pero no pasa nada, porque la gente se dice todo tipo de barbaridades, pero no hay sangre, y luego se van a tomar café juntos y no hay muertos", explicó Savater.
"Lo que no se puede hacer es estar a la vez en el Parlamento discutiendo con tus rivales y luego en la calle esperarles con una pistola para pegarles un tiro porque piensan distinto", añadió Savater, quien dijo que "eso es lo que han hecho durante mucho tiempo ETA y Batasuna".
Savater afirmó que "lo que decíamos era que hay que elegir: si usted quiere estar con los que quieren una especie de guerra civil, tiene que enfrentarse a la sociedad y ahí se encontrará con las fuerzas del orden".
"Pero si está en el Parlamento, explícitamente tiene que renunciar a la violencia y admitir las vías democráticas", afirmó Savater.
A comienzos del pasado abril se conoció que Savater estaba entre los objetivos de la banda terrorista vasca ETA.
Savater, hasta hace poco profesor catedrático de Ética y Filosofía Política de la Universidad Complutense de Madrid, fue cofundador del partido Unión Progreso y Democracia (UPyD), impulsado por la ex socialista Rosa Díez.
El filósofo consideró que "cuando se ha impedido que las fuerzas no democráticas, Batasuna y los que no condenan la violencia, estén en el Parlamento, se ha visto que la mayoría de las personas democráticas no son partidarias de un nacionalismo radical y probablemente ni siquiera del nacionalismo, sino más de una fórmula plural que es la que ha triunfado".
Savater manifestó que "el nacionalismo es simplemente un proyecto político entre otros".
"Ahora hay una alternancia que es lo normal. Hay quien tiene una visión del futuro de corte nacionalista y lo propone políticamente y tiene sus seguidores y detractores, y hay quien no tiene esa visión, como los socialistas y los populares. Eso es lo normal: que unas veces haya un lehendakari de un partido y otras veces de otro", según Savater.
Respecto al nuevo lehendakari, Patxi López, Savater consideró que tiene una tarea difícil ya que "es un cambio bastante radical que no es fácil de resolver, pero tiene una buena oportunidad y ha estado muy respaldado por la gente".
Entre las obras ensayísticas de Savater se encuentran "Nihilismo y acción" (1970), "Así hablaba Nietzsche" (1973), "Invitación a la ética" (1982), "Ética como amor propio" (1989),"Ética para Amador" (1991), "Política para Amador" (1992) e "Instrucciones para olvidar a El Quijote" (1995).