Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Susana Díaz reivindica a Guerra: "Hay páginas en la historia del socialismo que no se pueden arrancar"

Susana Díaz@ManuelHerradaSe
La secretaria general del PSOE andaluz y presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha reivindicado este sábado la "herencia" del exvicepresidente del Gobierno Alfonso Guerra en el seno del partido justo en la semana en la que ha sido relevado al frente de la Fundación Pablo Iglesias por la nueva dirección federal porque "hay páginas en la historia del socialismo que no se pueden arrancar".
Díaz ha lanzado este mensaje al inicio de su informe de gestión ante el XIII Congreso del PSOE-A, que previamente ha dedicado una cerrada ovación de los delegados tanto a Guerra como a los expresidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán al ser anunciada su presencia por el presidente del cónclave, el alcalde de Sevilla, Juan Espadas.
La líder del PSOE andaluz ha recordado que Guerra fue quien organizó en 1976 el primer Congreso del partido después de la dictadura y previo a la democracia con el lema 'Socialismo en libertad', y ha reivindicado que el proyecto de los socialistas "siempre es la libertad e igualdad, es nuestro oxígeno y nuestra seña de identidad".
ALFONSO GUERRA "TIENE UN LUGAR EN EL SOCIALISMO MODERNO"
"Hay páginas en la historia del socialismo que es difícil arrancar", ha añadido Susana Díaz, que ha reivindicado la "herencia que nos ha dejado" Alfonso Guerra, "que decía y dice que no es importante el puesto que uno ocupe en el partido, sino el lugar que uno ocupa en el corazón" de los militantes, simpatizantes y votantes del PSOE.
En este sentido, la presidenta de la Junta de Andalucía ha defendido que Alfonso Guerra "tiene un lugar en el socialismo moderno" y ha hecho una encendida defensa de su labor en el partido desde la llegada de la democracia. "Gracias siempre", le ha dicho entre aplausos de los delegados al Congreso Regional socialista.