Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El TSJIB no tiene el auto con el que Castro acordó mantener imputada a la Infanta y pide que se lo remita

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) ha reclamado al Juzgado de Instrucción número 3 de Palma, cuyo titular es el juez José Castro, que le remita "a la mayor brevedad" el auto por el que el pasado 25 de junio puso fin a la instrucción del caso Nóos y acordó mantener la imputación de la Infanta Cristina, así como el recurso que ésta interpuso contra la anterior resolución judicial.
Así lo ha solicitado, mediante un auto al que ha tenido acceso Europa Press, la Sala Especial que ha sido constituida para estudiar la petición recusatoria planteada por el sindicato Manos Limpias contra dos de los magistrados que deberán decidir si archivan o, por el contrario, mantienen el encausamiento de la hermana del Rey Felipe VI de cara a ser juzgada por dos presuntos delitos fiscales y uno de blanqueo de capitales.
En su resolución, el tribunal asevera que, dado que la recusación ha sido planteada de cara a la decisión que pudieran adoptar los magistrados que Manos Limpias pide que sean apartados (Diego Gómez-Reino y Mónica de la Serna), tanto el auto de Castro como el recurso de la Infanta son "necesarios" para resolver sobre la petición del sindicato.
Se trata de un trámite más que se suma al plazo de diez días que otorgó la Sala a Manos Limpias para que designase a un procurador en el expediente de recusación. La acusación popular formuló este incidente contra Gómez-Reino -presidente de la Sección Segunda y ponente en la resolución sobre el futuro procesal de la Duquesa de Palma- y De la Serna al apuntar a su posible "falta de imparcialidad".
Y es que la letrada de la entidad, Virginia López Negrete, recuerda que ambos magistrados ya acordaron, por medio de un "polémico" auto, sobreseer en mayo de 2013 la primera imputación de la hermana del Rey Felipe VI.
Se trata, sin embargo, de una petición a la que en dos ocasiones se ha opuesto el fiscal anticorrupción Pedro Horrach, quien recrimina que el sindicato utilice "fraudulentamente" este instrumento legal -a recusación- para conseguir "finalidades espurias". Horrach considera que el contenido de la solicitud "no sólo es ajeno a dicha figura" -a la recusación- "sino que desborda los límites que imponen las reglas de la buena fe".
Por su parte, la defensa de la Infanta considera en esta misma línea que no existe ninguna sospecha de "pérdida de imparcialidad" por parte de Gómez-Reino y De la Serna. "No consta en la causa, ni se aporta por la recusante -Manos Limpias-, hecho alguno que genere apariencia o pérdida de imparcialidad", asevera.