Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tráfico recuerda que para coger un coche fuera de la UE se necesita un permiso internacional de conducción

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha recordado que para coger un coche fuera de la Unión Europea (UE) se necesita un permiso internacional de conducción, mientras que el Real Automóvil Club de España (RACE) recomienda conocer las normas de circulación en un país extranjero, sobre todo en lo que respecta a la velocidad, si se tiene que conducir durante las vacaciones.
Al ser preguntada por el caso de Ángel Carromero --miembro de Nuevas Generaciones del PP detenido en Cuba por conducir el coche en el que murió el disidente Oswaldo Payá--, la directora general, María Seguí, ha declinado referirse a los detalles del caso alegando el "deber de mantener la confidencialidad".
En estos días se ha conocido que Carromero, quien sigue detenido en Cuba, salió de España habiendo perdido ya todos los puntos de su carné de conducir en España por más una cuarenta multas, incluyendo excesos de velocidad.
En todo caso, Seguí ha querido aprovechar la ocasión para recordar a la población la importancia de cumplir con la ley a la hora de facilitar un domicilio o una Dirección Electrónica Vial (DEV) para posibilitar la comunicación con la DGT.
"De esta manera, ante el fallo, no tenemos que recurrir a las publicaciones en los Boletines Oficiales", ha apostillado. En este sentido, ha insistido en la "garantía del proceso de tramitación de la perdida del carné, que implica una comunicación con un periodo de recursos de alegaciones por parte del interesado, una revisión del expediente y la comunicación de la resolución final".
Por su parte, el coordinador de Seguridad Vial del RACE, Antonio Lucas, incide en la importancia de conocer las normas de circulación del país al que se viaja y asegurarse de "mantener los canales abiertos de comunicación con el seguro, embajadas o consulados", en el caso de que surja algún problema.