Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Tribunal Supremo da el último paso para juzgar a Garzón por la causa al franquismo

El Supremo dice que en la resolución de Varela que recurrió Garzón "ni hay certeza sobre la inexistencia del delito, ni es arbitraria, ilógica o absurda una posible calificación acusatoria por prevaricación".Vídeo: ATLAStelecinco.es
Baltasar Garzón se declaró competente para investigar la desaparición de 133.000 víctimas del franquismo en octubre de 2008. El auto que emitió resaltaba que "los hechos objeto de denuncia nunca han sido investigados penalmente por la Justicia española". Fue más de medio año después, cuando el Tribunal  Supremo imputó al juez por prevaricación por la causa general contra el franquismo.
La Sala Segunda admitió a trámite una querella en la que se acusaba al magistrado de un delito "palmario, premeditado, consciente y creyéndose impune" por su actuación en el proceso que inició por la desaparición de personas durante la guerra civil y la dictadura.
El Tribunal Supremo explica en el auto que considera que existe "un fundamento razonable para sostener una acusación sobre la apreciación indiciaria de elementos objetivos y subjetivos que justifican enjuiciar al acusado", aunque continúa más adelante que no entra a revisar la actuación del instructor ni las pruebas presentadas por la acusación o la defensa.
"Me toca estar en esta posición ahora"
Garzón ya se ha pronunciado sobre la decisión del Supremo. "A mí me toca estar en esta posición ahora y, aunque creo que no es la que debería tener, la asumo, la defenderé y demostraré que la inocencia es siempre lo que ha presidido mi actuación".  Sobre el auto, asegura que el suyo era "un recurso muy fundamentado, con argumentos de fondo, de forma, con alegación de jurisprudencia internacional y, por tanto, eso al parecer no ha sido valorado hasta el momento".
Tres procesos abiertos
El juez Baltasar Garzón no pasa por su mejor momento. El Tribunal Supremo tiene abiertos otros dos procesos judiciales contra el magistrado: uno los cobros en Nueva York y un tercero por las escuchas a imputados del caso Gürtel. Esta semana ha sido citado como imputado por los cobros de su estancia en Nueva York y este jueves, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha anulado las escuchas que él ordenó dentro del caos Gürtel.
El magistrado ha asegurado sobre la anulación de todas las intervenciones de las comunicaciones que ordenó entre los principales imputados del 'caso Gürtel' y sus letrados en la prisión de Soto del Real, que la causa "no se centra sólo" en las escuchas telefónicas, que "nunca fueron lo más relevante". 
El pasado viernes, el magistrado se pronunció tras meses de silencio sobre las causas abiertas contra él. Garzón dijo estar tranquilo y confiado en una "resolución positiva" para él y aseguró que, aunque "no es agradable", no le afectaba en su trabajo diario porque su "amor por la Justicia es más elevado que lo que pueda representar la coyuntura de las acciones penales" en su contra. CGS