Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UPyD quiere que el Parlamento vasco declare que los presos de ETA no son "políticos" y rechace las afirmaciones de Otegi

Presenta una moción para que se denuncie "cualquier intento de blanqueamiento de la historia criminal de ETA"
El portavoz de Unión Progreso y Democracia, Gorka Maneiro, ha presentado una moción para que el Parlamento vasco exprese que los "presos de la banda ETA no son presos políticos" y censure asimismo las afirmaciones realizadas por el líder de Sortu, Arnaldo Otegi, a este respecto durante su reciente visita al Parlamento europeo.
En un comunicado, Maneiro ha señalado que el Parlamento vasco "debe rechazar claramente la retórica indecente de Arnaldo Otegi y del mundo de la izquierda abertzale, incapaz aún de defender sin ambages la democracia". "Impedir que prosperen las mentiras y las tergiversaciones de algunos es fundamental para que se conozcan de verdad los hechos ocurridos y la historia de terror de ETA", ha añadido.
Asimismo, ha defendido que su formación presenta esta moción para que la Cámara vasca diga "claramente lo que el lehendakari no quiso decir en el debate de la interpelación del viernes pasado".
"Realmente es lamentable y penoso que Urkullu se indigne más con las preguntas del portavoz magenta que con las declaraciones realizadas en el Parlamento europeo por Arnaldo Otegi, ha agregado.
En la moción de UPYD se señala, en su primer punto, que "el Parlamento vasco declara que los presos de la banda terrorista ETA no son "presos políticos" y que sus miembros huidos de la Justicia no son refugiados".
INTENTO DE BLANQUEAMIENTO
"El Parlamento vasco, representante de los ciudadanos vascos, rechaza contundentemente las declaraciones realizadas por Arnaldo Otegi durante su reciente visita al Parlamento europeo", añade.
El segundo punto de la moción expresa que "el Parlamento se compromete a denunciar cualquier intento de blanqueamiento de la historia criminal de ETA y a proteger la dignidad de las víctimas del terrorismo y de la sociedad vasca víctima de la presión etarra". Igualmente, se compromete a defender siempre los principios democráticos "frente a la inadmisible barbarie terrorista".